Ciencia

Ultiman un galeón del siglo XVII como plataforma de la Andalucía del siglo XXI

Sevilla, 30 dic (EFE).- La Fundación Nao Victoria ultima la construcción de un galeón que es réplica de los del siglo XVII como plataforma en la que mostrar el potencial y la realidad de Andalucía y sus empresas así como las posibilidades que pueden tener en China, país al que viajará para asistir a la Exposición Universal de 2010.

El galeón "Andalucía", al que se le están haciendo las últimas pruebas antes de su travesía hacia China, que comenzará en Sevilla el próximo 28 de febrero, será el "embajador" de este potencial económico andaluz y heredero de los barcos que comunicaron Asia y España durante casi tres siglos, entre el XVI y principios del XIX.

Con este comercio periódico, que comprendía tres líneas comerciales realizadas por la flota de Nueva España, la flota de Tierra Firme y el Galeón de Manila, los galeones se convirtieron en "el vehículo del mayor trasvase cultural de la historia moderna", según ha resaltado a Efe la Fundación Nao Victoria.

El galeón "Andalucía" quiere recordar ahora los continuos viajes que los barcos de este tipo hicieron en su época con mercancías procedentes de los cuatro los continentes: el europeo, el americano, el asiático y el oceánico, "hecho único en la historia e inicio de la relación entre culturas".

Durante más de tres siglos, los galeones trajeron a Europa nuevos productos americanos y asiáticos, nuevos conceptos estéticos, hombres e ideas que se asimilaron desde entonces por el mundo occidental, subrayan desde la Fundación.

La Fundación, que desde 2008 es Agente Andaluz del Conocimiento, destaca que el viaje del galeón "Andalucía" a China pretende ser, además de una experiencia náutica de primera magnitud, una oportunidad para mostrar la tecnología de vanguardia andaluza aplicada a la construcción de barcos y un instrumento de investigación.

Por ello, está previsto firmar convenios con las nueve universidades andaluzas, y con las de Barcelona y de Liverpool para realizar distintas investigaciones sobre biología marina, cambio climático y antropología, y hay contactos con instituciones científicas como el CSIC y la facultad de Náutica de Cádiz para que sus alumnos participen en un programa de prácticas de navegación.

Además, la Fundación resalta que en este barco, con 52 metros de eslora, se han ahorrado unos 500 metros cúbicos de madera gracias al uso de materiales punteros y ligeros como la fibra óptica, y está dotado de energías renovables para el consumo que necesitará a lo largo de su travesía así como de un sistema de depuración de residuos y líquidos.

Una vez que el barco llegue a Shangai, habrá un amplio programa de difusión del turismo, la industria y el comercio andaluz a través de exposiciones, conferencias y actividades, lo que también se hará en los puntos de atraque de la travesía, que durará unos tres meses.

Desde la Fundación se recuerda que el galeón, con capacidad para transportar 1.200 toneladas, fue un barco "diseñado y construido en España, que indudablemente marcó un antes y un después en el comercio oceánico" y con una forma que recuerda a la silueta de un violín debido a que le condicionaba el hecho de navegar por el Guadalquivir.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin