Ciencia

Robocops solares vigilarán el tráfico en la República Democrática del Congo

Uno de los robots solares. Imagen: Getty

En las calles de Kinshasa (capital de la República Democrática del Congo) donde los conductores incumplen muy a menudo las normas de tráfico han aparecido unos seres misteriosos que han sido creados para vigilar las carreteras.

Se trata de tres robots gigantes de aluminio con forma humana cuya principal función es la de vigilar el tráfico en los cruces más problemáticos de esta ciudad. Cada robot cuenta con paneles solares y está equipado con cámaras y luces que le permiten realizar la misma función que la que hacen cada día millones de agentes de tráfico en el mundo.

27.000 dólares cada uno

Estos tres robots llamados Tamuke, Mwaluke y Kisanga fueron presentados el pasado martes a las autoridades de la República Democrática del Congo (RDC), ciudad que ya contaba con dos prototipos instalados desde 2013. Cada uno de estos robots ha costado 27.000 dólares.

Su funcionamiento es bastante sencillo para aquellos que conozcan el reglamento de seguridad vial. El robot levanta los brazos para bloquear un carril y dejar pasar a los vehículos del otro. Mientras tanto en su pecho se van alternando las luces verde o roja.

Los robots también cuentan con cámaras de vigilancia que registran en flujo del tráfico y que envían imágenes en tiempo real a la estación de Policía correspondiente.

comentariosforumWhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin