Ciencia

La bola de fuego vista sobre Marruecos fue consecuencia de una lluvia de meteoros

  • El meteroide tenía una velocidad aproximada de 95.000 km/h
  • El fenómeno luminoso finalizó a una altitud de 74 kilómetros sobre Marruecos
Fotografía de una bola de fuego. Imagen: Archivo

La brillante bola de fuego avistada sobre Marruecos en la noche de este pasado viernes 8 de julio se produjo como consecuencia del impacto contra la atmósfera terrestre de un meteoroide procedente del cometa 169P/NEAT, a una velocidad aproximada de unos 95.000 kilómetros por hora, un evento asociado a la lluvia de meteoros de las alfa-Capricórnidas.

Así se desprende del análisis preliminar llevado a cabo por el investigador principal del Proyecto Smart, el profesor José María Madiedo de la Universidad de Huelva. La estación de detección de bólidos de Calar Alto (CAHA), situada en Almería, registró gracias a los detectores de este proyecto y a la cámara sur de vigilancia exterior del Observatorio, la brillante bola de fuego a las 23.05 horas del viernes.

De esta forma, la parte luminosa del objeto pudo ser grabada por los observatorios de Calar Alto, Sevilla, La Hita (Toledo), Huelva y Sierra Nevada. El bólido se inició a una altitud de unos 107 kilómetros y sobrevoló Marruecos en dirección noroeste. El fenómeno luminoso finalizó a una altitud de unos 74 kilómetros.

La estación de detección de bólidos de Calar Alto (CAHA), junto con la estación que el Instituto de Astrofísica de Andalucía (IAA-CSIC) tiene en Sierra Nevada, y otras situadas en diferentes puntos de España, forman parte del proyecto Smart para el seguimiento de este tipo de objetos. En concreto, la estación de Calar Alto (CAHA) y la del IAA en Sierra Nevada, es un acuerdo de colaboración entre el Profesor Madiedo y ambas instituciones.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin