Buscar

Diez años de trabajo para que el cine chileno "se quede para siempre"

EFE
25/09/2019 - 22:36
Más noticias sobre:

San Sebastián, 24 sep (EFE).- El presidente de la Asociación de Productores de Cine y Televisión de Chile, Sebastián Freund, ha señalado hoy a Efe que, en estos diez años de vida de CinemaChile, la industria audiovisual de su país se ha labrado un futuro gracias a que "no ha perdido ni una oportunidad para poscionarse".

"Somos pujantes y lo que queremos es que lo que hemos logrado en estos diez años no sea un vuelo de golondrinas, sino que sea un cine que se quede para siempre, como ya venimos demostrando con nuestra presencia en festivales de clase A de todo el mundo", ha manifestado Freund en la presentación del cine chileno presente en el Festival de San Sebastián en el museo de San Telmo.

El secreto, dice, es "no perder ni una oportunidad para posicionar al cine chileno, hacer agendas durísimas con los productores, actores y directores y, a la vez, hacer eventos que la gente espere, felices, como esta fiesta".

Un trayecto, ha añadido, que ha sido posible "con mucho trabajo, con aprendizaje, con errores, capacitaciones y escuchando a otros; un camino -afirma- en el que hemos sido muy firmes. Somos un equipo que no se cansa", ha asegurado.

Parte de ese equipo es Constanza Arena, directora de CinemaChile, el organismo de apoyo al cine local que este año cumple diez años, un aniversario en el que se ha testimoniado "que el impulso grande que se le ha dado al cine chileno ha dado frutos rápido", ha señalado Arenas, con especial mención a la marca sectorial ProChile.

Eso indica, añade, "que hay un volumen de producción muy alto, acompañado de mucha calidad y originalidad, así como de una gran diversidad, empezando por la edad de los realizadores, como demuestra que estén aquí a la vez Patricio Guzmán y Thomás Woodroffe".

"En estos diez años -resume-, eso explotó: las temáticas, la calidad formal, la estética y el lenguaje, todo eso ha dado sentido a públicos y audiencias internacionales".

Una explosión que también "tiene un correlato en el extranjero -asegura-, con una amplia participación en los festivales más importantes, con grandes premios, y hasta con selección para que nuestras películas que son solo una idea encuentren su financiamiento y sus socios".

"Así que estamos orgullosos de decir que podemos hablar de una consolidación incuestionable de la calidad y reconocimiento de Chile como país cinematográfico", ha manifestado Arenas, para quien "Chile ya se ha hecho un nombre muy fuerte".

Todo ello, en permanente contacto con el Festival de San Sebastián, como prueban las nueve cintas chilenas que este año compiten en las distintas secciones del Zinemaldia, muchas de ellas con serias posibilidades de ganar.

Cintas a competición en la Sección Oficial, como "Vendrá la muerte y tendrá tus ojos", de Torres Leiva; como "Algunas bestias", espectacular debut de Jorge Riquelme en Nuevos Directores, o "Araña", el fantástico retrato de una época oscura en Chile de Andres Wood, que representará a su país en los Óscar, en Horizontes Latinos lo demuestran.

Pero también se han mostrado las obras de cineastas consagrados y apreciados como Pablo Larraín, "Ema", o Patricio Guzmán, "La cordillera de los sueños" y han visitado San Sebastián algunos de sus mejores actores, entre ellos, Alfredo Castro y Paulina García.

"Tenemos ya reconocido un producto mundialmente", ha rematado Freund, quien ha recordado también que Chile está "en todos los mercados del mundo, tanto en cine como en televisión, donde también trabajamos con productores de Netflix, Amazon, HBO o canales de Alemania, Finlandia o México".