Cine

Teruel viajará a los Óscar 45 años después de la estatuilla a Luis Buñuel

Teruel, 28 ene (EFE).- La nominación para los premios Óscar de Juanjo Giménez por su cortometraje "Timecode" llevará Teruel hasta la alfombra roja 45 años después de que otro turolense, Luis Buñuel, ganara una estatuilla.

El único representante español este año en los premios competirá en la categoría de Mejor Cortometraje, contra "Sing (Midenki)" de KristofDeák, "Ennemis Intérieurs", de Sélim Azzazi, "La femme et le TGV", de Timo von Gunten y "Silent Nights" de Aske Bang.

El trabajo de Giménez acude con el aval de haber ganado en Cannes la Palma de Oro y recibir más de 60 premios y 200 proyecciones en distintos festivales.

Confiesa a EFE que solo ha visto uno de los cortos contra los que competirá, pero vaticina que resultar ganador será difícil.

Giménez asegura que recibió la noticia de la nominación en un bar junto al equipo del cortometraje y la familia: "Cuando hemos escuchado el nombre del corto la verdad es que inmediatamente nos hemos puesto a celebrarlo", relata.

"No daba nada por hecho", porque prefería no hacerse ilusiones, y tampoco ahora quiere confiarse: "Será dificilísimo, seguro".

Barcelonés de nacimiento, Giménez tiene sangre turolense gracias a su madre que nació en Obón, a apenas a 60 kilómetros de la Calanda natal del cineasta internacional Luis Buñuel.

En Obón ha pasado los veranos de su infancia y hasta esta pequeña localidad acude cada año, a veces también para ambientar sus producciones.

Giménez mencionó precisamente a Buñuel en sus agradecimientos cuando ganó en mayo del pasado año la Palma, porque para él es un referente, no solo por las películas más famosas, sino también por aquellas menos conocidas.

Antes que Giménez, solo un cineasta español había ganado la Palma de Oro en los casi 80 años de vida del festival, y fue precisamente Luis Buñuel, con su película "Viridiana".

En el discurso en Francia Giménez reivindicó además el cortometraje, visto por algunos como un género menor que permite a los cineastas aprender para dar el paso al largo. Pero para él, que cuenta con tres largometrajes y diez cortos, no se trata de obras menores, y guarda especial cariño por algunos de ellos.

Entre los más queridos está "Nos hacemos falta", producción rodada en lugares como Muniesa y otras localidades de las Cuencas Mineras y el Bajo Aragón de Teruel, en el que colaboraron cineastas turolenses como José Ángel Guimerá y Óscar Díez.

También en la provincia de Teruel ha rodado otros trabajos como el largometraje "Contact proof" (2014), con un tercio de su montaje rodado en la localidad natal de su madre, Obón, y el corto "Ella está enfadada" (1995), con exteriores a caballo entre las provincias de Teruel y Zaragoza; Azaila, Castelnou, La Puebla de Híjar, Lécera y Belchite.

Los destinos de Buñuel y Giménez se van entrecruzando aunque el barcelonés no quiera ir más allá pensando en que, de ganar el Óscar, seguiría la senda de su referente que se hizo con la estatuilla en 1972 con "El discreto encanto de la burguesía" en la categoría de mejor película de habla no inglesa.

"Timecode", con guión del propio Giménez y Pere Altimmira, cuenta la historia de dos guardias de seguridad de un aparcamiento cuyas vidas se cruzan a pesar de trabajar en turnos diferentes. Eso ocurre cuando ella (Lali Ayguadé) descubre, a través de las pantallas de seguridad, el secreto que guarda él (Nicolás Ricchini).

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin