Cine

Así ha conseguido Netflix 'colarse' en los Oscar con una película que ni siquiera era suya

  • Para que una película pueda ser nominada tiene que cumplir unos requisitos
  • Tiene que estrenarse durante al menos una semana en un cine comercial
  • Netflix se hizo con los derechos de 'Mudbound' tras pagar 12 millones
Cartel de la película 'Mudbound'. Imagen: Netflix

Estrenada en un cine de Los Angeles durante al menos siete días consecutivos y con tres proyecciones por día. Esos son dos de los requisitos imprescindibles, según las bases de los Premios Oscar, para que una película pueda ser nominada. ¿Cómo es posible entonces que Netflix, el rey del streaming, se haya colado este año por primera vez en la carrera por lo premios más prestigiosos del cine? Lo ha hecho con Mudbound, una película (película y no documental) que ni siquiera ha producido, y así lo ha conseguido.

Hay que aclarar que Netflix ya tiene un Oscar por The white helmets (2017), aunque los documentales no se rigen por las mismas bases que el resto de categorías. De hecho, este año, además de con Mudbound, la compañía opta al Oscar a Mejor Película de Habla no Inglesa con On Body and Soul, pero esta también es una sección un tanto especial. Los documentales Icarus, Strong Island y Heroin(e) también están nominados.

El caso es que para poder ganar un Oscar 'de verdad', en algunas de las categorías grandes, Netflix ha seguido con Mudbound un procedimiento que no suele seguir con el resto de películas de su cosecha. La ha estrenado en cines, aunque a su manera.

Según las bases de la 90 edición de los Premios Oscar (.pdf), para que una película pueda ser nominada tiene que cumplir una serie de requisitos: que se estrene durante al menos una semana consecutiva en un cine comercial de Los Angeles, que haya tres o más sesiones al día y que al menos una de ellas sea en la franja horaria importante (de 18:00 a 22:00 horas). Además, las bases son claras en otro aspecto que atañe directamente a Netflix: la primera exhibición pública de dicha cinta no podrá hacerse a través de la televisión por cable o a la carta, de DVD o de transmisión en internet.

Con tal de poder optar al Oscar, Netflix se grabó estas normas a fuego e hizo con Mudbound lo que tenía que hacer. Para empezar, estrenó la película en cines, pero lo hizo en un número muy limitado de salas y sólo en EEUU, la mayoría situadas en Los Angeles y Nueva York. Y, sin contemplaciones, el mismo día que se estrenó en la gran pantalla -el 17 de noviembre-, la subió a su plataforma. Con este gesto logró pasar el corte de la Academia y siguió siendo fiel a sus clientes.

Netflix ha convertido esta película en todo un éxito, y decimos la ha 'convertido' porque la película ni siquiera estaba producida por ellos. La plataforma se hizo con los derechos después de pagar 12 millones de dólares tras su estreno en el Festival de Cine de Sundance. Era una cinta que nadie quería y, gracias a la visión de la compañía, ha conseguido ser aclamada mundialmente y obtener cuatro nominaciones a los Oscar (Mejor Guion Adaptado, Mejor Fotografía, Mejor Actriz Secundaria y Mejor Canción) pese a no haber pasado por la taquilla mundial.

¿Y si cambian las reglas?

La normativa de la Academia de Hollywood es muy similar a la de los Goya. Sus bases (.pdf), al menos las de este año, también son claras en cuanto a las condiciones que permiten que una película pueda optar a una nominación. Las cintas tienen que "haber permanecido en cartel un mínimo de siete días consecutivos en la misma sala de exhibición, con taquilla abierta al público".

Sin embargo, que el reglamento de estos certámenes sea anual, es decir que se publiquen actualizaciones cada edición, abre la posibilidad a que la modificación del mismo sea posible. ¿Llegará Netflix, o cualquier otra plataforma de este tipo, a revolucionar tanto el mundo del cine como para que opten a estos premios películas que no hayan pasado necesariamente por la gran pantalla? Desde luego no parece algo descabellado, aunque esta idea cuenta con un gran número de detractores (como el mismísimo Pedro Almodóvar) que son más de defender el tradicionalismo del cine.

Con esto, la plataforma ha demostrado que quiere hacerse fuerte también en el cine. Nada le puede venir mejor a la compañía que hacerse con otro Oscar, esta vez más comercial.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin