Cultura

Leo Bassi acusa de "fascistas" a quienes censuran sus espectáculos

Bassi ha estado esta mañana en la céntrica plaza del Obradoiro. EFE

El polémico Leo Bassi calificó hoy de "fascistas" a quienes intentan censurar sus espectáculos y consideró "ridícula" la anulación, por parte del alcalde de Santiago de Compostela, Gerardo Conde Roa, de su última obra "The best of".

Conde Roa, que justificó el pasado 27 de marzo la anulación del espectáculo en la sala Principal por una "coincidencia de fechas con otra programación", aseguró que Bassi le producía "especial repugnancia" porque, en su opinión, "no es una persona que culturalmente pueda aportar algo".

"No tengo ningún interés en que la cultura de Santiago se vea identificada con el señor Bassi", concluyó el alcalde.

Bassi, que acudió esta mañana a la céntrica plaza del Obradoiro, en la que se encuentra el Ayuntamiento y la catedral de Santiago, subrayó que Conde Roa "tiene sus problemas con Hacienda", en alusión al escándalo que ha obligado al alcalde a tener que comparecer a esa hora ante los tribunales para explicar por qué no pago los impuestos de sus negocios inmobiliarios.

Sin embargo, destacó que el alcalde parece un "mensajero bastante patético" y subrayó que hay "otros detrás que tienen más poder", señalando a la catedral, en alusión a los sectores más conservadores de la Iglesia católica, que en diversas ciudades españolas han iniciado procesos judiciales contra sus espectáculos por considerarlos ofensivos.

El italiano, cuyos espectáculos en diversos países no han generado la expectación suscitada en España por los intentos de censura por ultraconservadores católicos, destacó en una reunión con un grupo de periodistas que su intención es aprovechar la "publicidad" que ha generado la controversia con el alcalde compostelano para contribuir a la libertad de expresión.

Indicó que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, pretende "liberar el mercado y hacer recortes en la cultura", mientras que él mismo demuestra "que se puede seguir actuando", pese a ello.

"Estoy haciendo lo que el Gobierno de Rajoy quiere hacer", dijo el artista, quien lamentó que quienes pretenden una "censura ridícula" a sus espectáculos "privados", están dejando "caer la careta" y mostrando su verdadera naturaleza: "No son favorables a liberalizar el mercado ni son demócratas, sino fascistas", afirmó.

"Tal vez por eso los mercados internacionales no tienen confianza en sus medidas porque no son medidas de liberar el mercado, sino para mantener el poder de algunos caciques sobre los demás", apostilló el bufón, quien observó que el 10 de abril -fecha prevista inicialmente para su actuación- no había ningún otra manifestación cultural programada y puntualizó que su espectáculo no está subvencionado.

"Los bufones siempre han intentado mantener su libertad, su independencia y su relación directa con el público, fuera del dominio de los poderes", dijo Bassi, quien confesó su intención de "mantenerse fiel" a esa secular profesión.

Bassi inicia hoy en Santiago una gira por varias localidades gallega para presentar su espectáculo "The best of".

Relacionados

comentariosforumWhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin