Cultura

Sílvia Munt busca la otra cara de las relaciones humanas en "La Resposta"

Barcelona, 19 jul (EFE).- La complejidad de las relaciones humanas es el tema de "La Resposta", la obra del irlandés Brian Friel que dirige Sílvia Munt y protagonizan Emma Vilarasau y David Selvas en el Teatro Goya de Barcelona, dentro de la programación del festival Grec.

Brian Friel, considerado el Chéjov irlandés, tiene la capacidad de "introducirte a fondo en esas realidades cotidianas que parecen sencillas pero están llenas de segundas intenciones e impulsos escondidos", ha señalado hoy Munt, impulsora de este proyectó largamente acariciado, que finalmente se podrá ver del 27 de junio al 12 de agosto.

La obra, como es habitual en Friel, está ambientada en Bellybeg, en el condado de Donegal de Irlanda del Norte, y narra la historia de una matrimonio de escritores que están esperando la respuesta de un agente literario interesado en comprar la obra del marido, al que da vida David Selvas.

Todo ocurre en la casa de la pareja, durante la noche en la que, mientras esperan al agente, aparece otra pareja de escritores, amigos de los protagonistas, y los padres de la esposa que interpreta Emma Vilarasau.

"No son grandes personas ni son personas especialmente mezquinos -ha explicado la directora-. Todos los personajes son seres humanos, como nosotros, que esperaban cosas de la vida que no se han cumplido y se refugian en lo que pueden".

La soledad es uno de los temas principales de este texto, que también habla de las relaciones de pareja, de las paterno-filiales, de los suegros, de los amigos y de algo tan doloroso como el hecho de tener una hija muy enferma.

La pareja formada por David Selvas y Emma Vilarasau tiene una hija autista y necesita ingresos para hacerse cargo de ella, ésa es una de las razones por las que la visita del agente literario es tan importante.

La otra pareja de escritores, formada por los personajes que interpretan Àlex Casanovas y Àngels Gonyalons, tiene una situación económica más holgada.

La visita inesperada de los padres de Daisy Connoly (Emma Vilarasau), que interpretan Ferran Rañé y Carme Fortuny, complica todavía más las cosas y lleva el argumento hacia el terreno de las relaciones entre padres e hijos.

Todo ello "con un toque irónico que permite tomar distancia y rebajar el peso de las situaciones", según Sílvia Munt, que entra en la programación del Grec en un buen momento, tras el éxito de su anterior montaje, "El Preu".

Completa el reparto Eduard Buch en el papel del agente literario, en un montaje con siete actores, "una cifra que los productores continúan considerando alta y, aunque digan que la crisis ya ha pasado, lo cierto es que sigue siendo difícil levantar estos proyectos", según Casanovas.

Locura, surrealismo y emoción son otros de los elementos que conforman la obra y que sedujeron en su día a Sílvia Munt, que consiguió la complicidad de Emma Vilarasau y posteriormente de todo el equipo y del festival Grec.

"Es una obra que no tiene nada que ver con el tema de este año del Grec, que es Oriente, ni con lo que yo quería proponerle a Sílvia Munt -ha desvelado el director del Grec, Francesc Casadesús-, pero ella me convenció porque cree firmemente en este texto y estoy satisfecho de haberme dejado convencer".

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin