Buscar

Shazam, el Capitán Marvel 'original': 80 años de disputas por un nombre

5/04/2019 - 8:00
  • Pasó toda la década de los 40 litigando contra Superman en los juzgados
  • DC, rival de Marvel, le siguió llamando Capitán Marvel durante 40 años
Más noticias sobre:
De izquierda a derecha, el Capitán Marvel original (ahora Shazam), el primer Capitán Marvel de Marvel Comics y la actual Capitana Marvel.

Es la película más taquillera en lo que va de año, con más de 1.000 millones de dólares recaudados. Capitana Marvel llegó a los cines hace menos de un mes y rindió a la altura de lo esperado por el estudio, aunque por debajo de los últimos estrenos pertenecientes al Universo Marvel, como Vengadores: Infinity War o Black Panther. En los próximos días se disputará la taquilla superheroica con el Shazam!, de DC Comics, un personaje con una larga historia de disputas en los tribunales. De hecho, el hoy conocido como Shazam era, en sus comienzos, el Capitán Marvel original.

Demos un salto en el tiempo para remontarnos al Big Bang superheroico. Dos jóvenes logran publicar su personaje Superman en abril de 1938 en la editorial National Allied (más tarde, DC Comics), creando el concepto de superhéroe. Sus ventas se disparan, su popularidad crece sin parar y en menos de tres años cuenta ya con adaptación de sus aventuras en la radio, en tiras de periódicos y en cortos cinematográficos. En consecuencia, las otras editoriales empiezan a crear sus propios héroes... y a imitar los de la competencia.

En este contexto, en 1939, C. C. Beck y Bill Parker publican en la editorial Fawcett la primera historia de su personaje, un niño que al pronunciar la palabra mágica 'shazam' se convierte en el Capitán Marvel, un adulto con superfuerza, velocidad, a prueba de balas y capaz de volar. Las semejanzas con la colección de Superman son evidentes incluso en los villanos que ambos personajes tienen en sus colecciones.

Fawcett ya había publicado un personaje similar a Superman y fue demandado por National Allied por infringir el copyright, tras lo que Fawcett dejó de publicarle. Sin embargo, cuando National interpuso una demanda contra el Capitán Marvel, Fawcett decidió pelear, dado que la popularidad del superhéroe de la capa blanca iba en aumento. Tras varios avisos, National acudió a los tribunales en 1941, donde la defensa argumentó que el Capitán Marvel sólo era parecido a Superman, no un plagio.

El juicio duró siete años, hasta 1948, y mientras tanto las ventas de Superman cayeron mientras el Capitán Marvel (que se convirtió en una franquicia con varias colecciones spin-off relacionadas, como se ve en la imagen superior) pasó a ser el superhéroe más vendido en EEUU, con 14 millones de ejemplares al año. El juez dio la razón a National al confirmar que se trataba de una copia ilegal de Superman, pero sin embargo permitió que continuase por un asunto burocrático: algunas tiras de periódico de Superman no estaban correctamente registradas.

National no se conformó con el resultado y apeló la decisión en 1951. El nuevo juez dio una parte de la razón a cada editorial, lo que habría llevado a nuevos juicios. Pero para 1952 las ventas de los superhéroes de todas las editoriales estaban de capa caída y muchos habían desaparecido. Fawcett consideró que no merecía la pena seguir batallando, y alcanzó un acuerdo con National para dejar de publicar al Capitán Marvel y sus personajes relacionados y compensarle con 400.000 dólares en daños. Al poco tiempo, Fawcett desapareció.

Tres editoriales, un solo nombre

Tras más de una década sin que ningún Capitán Marvel apareciera en las estanterías, su nombre volvió a ser objeto de discordia en 1966. Entonces, otra editorial, M. F. Enterprises, creó un personaje homónimo aunque sin ninguna relación con el original. Pero para entonces la editorial Marvel Comics ya existía bajo esta denominación, y denunció a M. F. por el uso del término 'Marvel' en el nombre. La afectada dejó de publicar al personaje y pagó 4.500 dólares en concepto de daños por los 5 números que vieron la luz.

Fue ahí cuando la editorial Marvel se dio cuenta del potencial que tenía ese nombre. Por ello, creó en 1967 a su propio Capitán Marvel, un soldado alienígena de nombre Mar-Vell que tuvo su colección homónima aunque nunca fuera especialmente exitosa. A lo largo de las décadas, el nombre ha pasado por diversos personajes, hasta el día de hoy en el que es el alter-ego de Carol Danvers, como recoge la película estrenada en marzo.


Pero, ¿qué fue del Capitán Marvel 'original'? En 1972, DC Comics compró los derechos del que fuera estrella de la desaparecida Fawcett. Como la editorial rival llevaba un lustro publicando una colección bajo esa denominación, DC optó por rebautizar su cabecera como Shazam!, aunque el personaje seguiría siendo conocido como el Capitán Marvel en las páginas interiores - y en la serie de televisión de acción real emitida entre 1974 y 1977. Y así ha sido durante cuarenta años, hasta que en 2012 la editorial decidió dar el paso y renombrar al héroe como Shazam.

De esta forma, los dos Capitanes Marvel - la extraterrestre de Marvel Comics y el terrícola nacido en Fawcett - vuelven a verse las caras con nombres distintos. Al igual que en el resto del género superheroico desde hace dos décadas, la batalla ya no se libra en las estanterías de las tiendas, sino en la gran pantalla.


Comentarios 2

#1
05-04-2019 / 08:54
ANALISTA DE HECES
Puntuación -4

SALVO BATMAN

EL RESTO DE SUPER HÉROES SON TODOS UNA P.MIE RDA DE MUCHO CUIDADO

EN ESPECIAL LOS DE MARVEL

#2
05-04-2019 / 14:58
Au
Puntuación 0

Nada como contenidos propios, de calidad y exclusivos.