Buscar

Rodrigo truncó su fichaje por el Atlético de Madrid cuando ya había un acuerdo con el Valencia

16/08/2019 - 11:00
  • Mateu Alemany ha reconocido el acuerdo verbal con la entidad rojiblanca
  • Sin embrgo, el jugador no lo tuvo claro y a última hora rompió negociaciones
  • La operación fue llevada por 'el Valencia de Lim' como estrategia del club

El director general del Valencia, Mateu Alemany, salió el pasado jueves a rueda de prensa para explicar claramente lo que había sucedido con Rodrigo y que por ahora tiene su fichaje por el Atlético de Madrid paralizado. El propio jugador fue quien se echó atrás, al no tener claro su traspaso, una vez que tenía el permiso del cuadro ché quien sí había llegado a un acuerdo con el club rojiblanco: los mencionados 55 millones de euros más 5 en variables.

Por segunda temporada consecutiva parece que Rodrigo se quedará en el Valencia, a no ser que las dos últimas semanas del mercado deparen una nueva noticia. Si el año pasado fueron las altas exigencias de Mestalla las que frenaron su regreso al Real Madrid, esta vez ha sido el vecino madrileño el que ha apostado por él pero llegando incluso a rozarle con las puntas de los dedos. Sin embargo, el delantero fue quien truncó la operación cuando Peter Lim y la directiva colchonera tenían un acuerdo verbal.

Lo que era una oferta no es una oferta y lo que parecía un acuerdo no se ha podido efectuar. Yo creo que Rodrigo no lo tenía tan claro. Hoy he visto al jugador muy contento", reconoció Alemany en rueda de prensa. El director general además reconoció que la operación era "una situación estratégica del club que excedía la concepción de la plantilla". Un claro mensaje que apunta a Lim y los debates que se dan entre los dos Valencias que se han creado en los últimos meses: el que se sitúa en Mestalla y el que está en Singapur.

Sin embargo y pese a que el dueño del club tenía la venta encaminada, fue el jugador el que no llegó a un acuerdo con el Atlético y echó atrás su traspaso. Un movimiento que parecía hecho, y que llegaba para ser la última pieza del nuevo proyecto de Simeone al frente del Metropolitano. 

De esta forma, el Valencia se queda sin sus 55 millones más 5 en variable, pero a cambio mantiene por el momento a uno de sus jugadores emblemas. Alemany también reconoció que aunque el internacional español no ha pedido salir, el mercado está abierto hasta el 2 de septiembre y por ello no se descarta una salida.

De nuevo integrado en los entrenamientos de Marcelino, ahora falta por saber cómo será el rendimiento de Rodrigo. El futbolista podrá estar ante la Real Sociedad, pero la campaña pasada ya se vio cómo sus números goleadores no cumplían con las expectativas, en parte por todos los rumores que le rodearon durante el verano.


Comentarios 0