Buscar

Fabián y Ceballos, los grandes cambios de rol en la nueva España de Robert Moreno

6/09/2019 - 10:54
  • Los centrocampistas tomaron las riendas flanqueados por Busquets y Saúl
  • Navas fue la otra diferencia dotando a las bandas de una constante profundidad
  • El segundo gol explica el modelo, pase de Ceballos y llegada de Jordi Alba
Ambos jugadores ya fueron claves en el éxito de la sub-21. Foto: Cordon Press.

La España de Robert Moreno debutó este jueves con victoria en Rumanía para romper una mala racha histórica. El triunfo de la Selección hizo aumentar el pleno de victorias que ya se dio con Luis Enrique y con el técnico catalán, en ausencia del asturiano, y además dejó nuevos síntomas con la firma de autor del nuevo seleccionador. El principal, el protagonismo de los campeones sub-21 para llevar el timón de 'La Roja'.

Fabián y Ceballos fueron los dos protagonistas del éxito en Bucarest. El del Nápoles y el Arsenal llevaron a la absoluta su entendimiento de este verano para levantar otro Europeo sub-21 para España y tomaron las riendas de un combinado que están llamados a liderar.

Ambos tuvieron plenos poderes de organización en el medio, respaldados por Busquets y Saúl que aportaron la experiencia necesaria para sujetar el centro del campo. Además, con mayor presencia el jugador de la Serie A, el de la Premier League fue sustituido en el minuto 75, se vio a una España que jugaba al rimo que él marcaba.

Pero también se vieron otras señas de identidad distintas a las de Luis Enrique. Junto a su aportación, la Selección intentó algunas jugadas ensayadas, la más significativa un saque de esquina donde el jugador de la frontal arrastraba al defensor para liberar a un tercero que llegaba desde atrás para disparar. No salió esta, pero demostró que Robert es un estudioso de la táctica y en el futuro habrá más intentos de desbaratar la defensa contraria con movimientos diferentes.

Jesús Navas adelanta a Carvajal

En cuanto al resto de jugadores, obviando la clara titularidad de Kepa por De Gea, que ya acumula cuatro encuentros seguidos como titular (todos con el catalán al frente del banquillo), Jesús Navas fue la otra gran reivindicación. Con un estado de forma menos alto del que puede acostumbrar, Carvajal tuvo que ver el encuentro desde el banquillo y fue el capitán sevillista el que dio el sentido por las bandas que pide el seleccionador.

Él y Jordi Alba fueron constantes puñales por el carril llegando a copar todo el campo como si fueran laterales en defensa pero extremos en ataque. Su objetivo, profundizar y poner bien un centro o bien un balón atrás para la llegada de los delanteros.

Y así llegó el segundo tanto, en un pase excelso de Ceballos que atrapó Alba y se lo cedió a placer a Alcácer, el otro gran cambio de Moreno. El seleccionador quiso aprovechar el momento de forma del valenciano y exportando sus goles en el Borussia Dortmund a España, le dio la titularidad con Rodrigo por detrás. De esta forma, le liberó de más tareas defensivas y le dio mayor presencia en ataque al once español. 

El último de los toques fue el compañero de Sergio Ramos atrás, el constante quebradero de cabeza desde el adiós de Gerard Piqué. Diego Llorente ganó por el momento una batalla, que sin embargo no se podrá repetir antes Islas Feroe por su roja directa. Ahi, debería ser Mario Hermoso el que asumiese la responsabilidad con Unai Núñez esperando su momento de debutar y ser otro defensa más que se une a la lista de posibles compañeros del capitán.


Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario
Facebook
Google+
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.