Deportes

Las decisiones de Solari para revertir la situación culminaron en Roma: Isco fuera y Llorente titular

  • El argentino no se casa con los 'Iscos' y recompensa el trabajo de los 'Llorentes'
  • El '18' apareció para solucionar los problemas que surgieron ante el Eibar
  • Relanza el protagonismo de Lucas y Ceballos y da el mando a Bale y Benzema
Foto: Getty.

El Real Madrid ya está en octavos de final de la Champions League como primero de grupo. La victoria ante la Roma certificó la clasificación tras una fase de grupos donde el conjunto blanco no lo ha pasado nada bien, pero al final se ha impuesto su carácter europeo. Eso si, el duelo en Italia dejó dos grandes decisiones que confirman el cambio de roles que ha habido desde la llegada de Santiago Solari. El técnico argentino no se casa con nadie, lo que ha llevado a Isco a la grada, pero además da oportunidades a los que más trabajan y a la vez arregla problemas tácticos del pasado, por eso fue titular Marcos Llorente.

El malagueño y el madrileño representan los dos polos opuestos de Solari que con la clasificación a octavos ha vivido su primer gran triunfo desde que es entrenador del Madrid. El rosarino venía de encajar su primera y más dolorosa derrota, pero ante la Roma supo tirar de decisiones de entrenador para revertir la situación. Así como en su época de jugador hubo 'Zidanes' y 'Pavones', en esta ocasión se puede decir que hay 'Iscos' y 'Llorentes' y por el momento, el trabajo de los segundos vence sobre el caché de los primeros.

Pero la decisión de mandar a un Isco, claramente fuera de forma, a la grada no es la primera gran decisión que toma Solari. Con el malagueño tiene un caso que puede traerle mucha polémica y a partir de ahora deberá saber gestionar con el ego del '22'. Tan solo ha disputado 79 minutos, con tres partidos de seis sin jugar y siendo en los otros tres suplente, una situación que en principio parecía consecuencia de la lesión que arrastraba pero que con el paso del tiempo y tras aparecer con más minutos con la Selección, demuestran que Solari no ha casado en su comienzo con el carácter del mediocentro, el menos utilizado de todos los jugadores de campo de la primera plantilla.

Por el contrario, Marcos Llorente es la muestra de que el rosarino sabe rectificar y da oportunidades al que trabaja. El madrileño había estado en el ostracismo tanto con Zidane como con Lopetegui y ante las ofertas para marcharse, él siempre argumentó que quería triunfar de blanco. Carácter luchador de una familia de futbolistas, ha esperado su gran oportunidad y el encuentro en Roma puede relanzar su rol en el equipo. Además, se ha reivindicado como sustituto natural de Casemiro tras quedar patente que los experimentos con Kroos o Ceballos haciendo la tarea del brasileño no dieron buenos frutos ante el Eibar.

Los otros cambios de Solari

Dos decisiones que muestran el carácter de Solari, un técnico que desde su salto al primer equipo no se ha visto influenciado por la presión mediática del Real Madrid y que además ha tenido otros gestos de calado. El técnico argentino se ha visto, en parte, beneficiado por las lesiones para dar minutos a todos, pero por ejemplo con Thibaut Courtois ya ha demostrado que va a ser su portero titular tanto en LaLiga como en Champions.

Además, dio minutos y supo apostar por Sergio Reguilón cuando Marcelo estuvo lesionado, algo que también hizo con Álvaro Odriozola por Dani Carvajal pero con la diferencia de que siguió con el recién llegado de titular aun estando ya convocado el '2'. Por otra parte, al igual que ha dado la titularidad a Llorente, a Fede Valverde y Vinicius les está dando minutos poco a poco para que no se alejen del ritmo del equipo como parecía que estaba sucediendo con su predecesor.

En cuanto a su gran confianza aparece Lucas Vázquez, autor del segundo gol ante la Roma y que tras jugar muy poco con Lopetegui, ahora ha vuelto al rol de jugador número '12' que se ganó con Zidane. Junto a Ceballos aparece como reivindicación del nuevo Madrid, un conjunto en el que siguen apareciendo Bale y Benzema, a los que Solari no les niega su participación.

Pese a seguir siendo irregulares, los dos delanteros líderes del equipo blanco son las puntas de lanza del argentino y responden a la confianza para tirar del carro. Un liderazgo que se tuvo polémica con Marco Asensio, quien también ha perdido parte de su rol como Isco. Sin embargo, aunque el balear está muy lejos de su mejor estado de forma, todavía no ha llegado a la grada y cuenta con cierto margen más que el malagueño.

comentariosforum2WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 2

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Usuario validado en elEconomista.es
Diábolo
A Favor
En Contra

No corramos tanto y veamos si no sonó la flauta de casualidad...

Puntuación 5
#1
Usuario validado en elEconomista.es
pinuco
A Favor
En Contra

¿Los de Rosario que son, rosalinos ó rosarinos?

Puntuación 1
#2