Desastres naturales

Empiezan a evaluar los daños del gran incendio de Paterna, aún sin controlar

Valencia, 9 feb (EFE).- Las docenas de empresas del polígono Fuente del Jarro de Paterna afectadas por el incendio industrial declarado ayer en una empresa química han empezado hoy a hacer las valoraciones de los daños ocasionados por el fuego, que los bomberos aún no han dado por controlado.

Así lo ha explicado en declaraciones a Efe el gerente de Asociación de empresas del Polígono Industrial Fuente del Jarro (Asivalco), Joaquín Ballester, quien no obstante ha incidido en que "se tardará tiempo" en poder hacer una valoración total porque hay empresas con diferentes volúmenes de facturación y grados de afectación.

Ballester ha incidido en que, aparte de la empresa en la que se inició el incendio (Indukern), en la misma manzana hay otras dos o tres "poco afectadas" y otras seis "muy afectadas", cuya actividad todavía no se ha podido restablecer.

"En general se están reduciendo los cordones de seguridad y hoy hay bastante normalidad", ha apuntado Ballester, que ha señalado que "de una manera u otra hay unas 400 empresas afectadas porque cerraron unas 200 y otras pactaron no volver por la tarde o no pudieron seguir el trabajo por falta de suministro".

Once bomberos del Consorcio Provincial de Valencia permanecen a última hora de esta tarde en la zona junto a dos autobombas y no darán oficialmente por extinguido el incendio hasta que no terminen todas las tareas de extinción, ha señalado el inspector jefe del Consorcio, José Miguel Basset, quien ha destacado de este fuego su "gran magnitud y complejidad".

Está previsto que durante la noche se quede un retén de cuatro bomberos con una autobomba, mientras el perímetro acotado ha pasado hoy de cuatro manzanas del polígono a una.

Además, los bomberos han conseguido contener el derrame de aguas contaminadas que se estaban filtrando a las alcantarillas, y se está depositando el agua en un camión cisterna para su posterior tratamiento.

Mientras, una empresa de gestión de residuos sigue extrayendo los productos ácidos de la empresa química mezclados con el agua de la extinción que habían entrado en la alcantarilla y el objetivo es neutralizarlos para evitar que lleguen a la naturaleza y la dañen.

Se trata de una compañía contratada por Indukern para controlar los niveles de toxicidad del agua provocados por el ácido que se ha filtrado a la red sanitaria.

El presidente del Consorcio de Bomberos de Valencia y diputado provincial de Medio Ambiente, Josep Bort, ha explicado que la Entidad Pública de Saneamiento de Aguas Residuales (EPSAR) está monitorizando el contenido del agua que llega a la depuradora, que se encuentra "dentro de los parámetros normales".

Ha asegurado que se mantendrá el control sobre el agua que ha pasado a la red de alcantarillado para controlar si se tiene que "separar en la depuradora para tratarla de forma diferenciada", aunque ha destacado que, de momento, está "bajo control".

La veintena de colegios de Paterna que ayer tuvieron que suspender sus clases y un centenar de empresas que también pararon a consecuencia del incendio industrial han reanudado hoy su actividad.

Así lo han confirmado a Efe fuentes del Ayuntamiento de Paterna, que han detallado que el cierre de los colegios, institutos y guarderías del municipio afectó a un total de 11.800 alumnos y que el único centro que no ha abierto sus puertas ha sido la Escuela Infantil Fuente del Jarro, ubicada en el propio polígono.

De las 150 empresas que tuvieron que parar su actividad, lo que se tradujo en unos 3.000 empleados afectados, un centenar ha retomado su actividad aunque todavía quedan unas cincuenta cerradas.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin