Educacion

CCOO: el curso comienza con centros educativos "sin condiciones de dignidad"

Madrid, 27 ago (EFE).- El sindicato Comisiones Obreras (CCOO) ha denunciado hoy que hasta 15.000 alumnos de "decenas" de centros educativos públicos de la Comunidad de Madrid iniciarán el curso 2018-2019 "sin condiciones de dignidad" como consecuencia de la "construcción por fases" de centros escolares.

Según un informe elaborado por la Federación de Enseñanza de CCOO de Madrid, "al menos 65 centros escolares padecen algún tipo de deficiencia", de los cuales -dice- siete están sin construir, por lo que no funcionarán el curso que se inicia y más de treinta se encuentran en obras.

En una nota de prensa en la que cita el informe, CCOO considera "inciertas" unas declaraciones del presidente de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, acerca de la apertura de treinta centros y afirma que, por el contrario, el Gobierno regional incumple la norma sobre requisitos mínimos, reguladora de lo que el alumnado tiene que encontrar en los centros escolares.

Acerca de un nuevo IES en el distrito de Arganzuela, en la calle Jacaranda, CCOO dice que su construcción comenzó en 2017 y que entrará para el curso 2018-2019 aunque "no está previsto que inicie su funcionamiento el bachillerato ni ese curso ni el siguiente".

Según CCOO, sigue sin ser construido los IES para Montecarmelo, o el San Fermín, y hay retrasos en algunas fases de los IES o CEIP Antonio Fontán, Blas de Lezo, Manuel Fraga, Malala (Las Tablas), Ángel Nieto (Vallecas), María Rodrigo, Rejas (en San Blas Canillejas).

El sindicato menciona también retrasos en la construcción de centros o algunas de sus fases en Alcobendas (Fuentelucha), el IES La Garena, William Shakespeare, de Coslada; el Luis de Gongora, de Loeches, o la cuarta fase del CEIP Navas de Tolosa.

La secretaria general de la Federación de Enseñanza de CCOO de Madrid, Isabel Galvín, dice en la nota que Garrido y su consejero de Educación, Rafael van Grieken, "asumen y promueven el incumplimiento de forma sistemática y generalizada de la normativa vigente".

El sindicato denuncia que el profesorado no tiene los medios suficientes para poder desarrollar los trabajos y funciones docentes tal como se desarrollan en la normativa respecto a asuntos como salas de profesores, aulas de apoyo y refuerzo, lugares específicos para atención a la diversidad, salas suficientes para desdobles y espacios para tareas administrativas o para atención a las familias.

Según la nota, también se incumple la normativa en lo relativo a asociaciones de padres y madres, ya que muchos centros no disponen de espacios para llevar a cabo reuniones y las labores de padres y madres organizados.

Además, CCOO denuncia que se incumple la legislación de prevención y riesgos de seguridad, por lo que "el sindicato seguirá denunciando centro a centro, ante los tribunales, por vía contencioso administrativa", explica Galvín, quien también asegura que el sindicato denunciará ante la Inspección de Trabajo los incumplimientos en materia de seguridad "tal como comenzamos a hacer en junio con la denuncia del Colegio Público Cervantes de Getafe".

CCOO dice que exigirá al Gobierno regional un informe pormenorizado sobre la situación de los centros con un plan de inversiones que normalice la situación de la enseñanza pública y dignifique la educación. "No podemos continuar en una situación en la que el consejero trivializa unas circunstancias dramáticas, con declaraciones en las que pretende normalizar que las clases se impartan en los comedores o los pasillos", asegura Galvín.

En opinión del sindicato, la situación de los centros implica "infinidad de aspectos que vulneran la Constitución" y "un maltrato a la educación pública con el objetivo de desviar al alumnado a la escuela concertada y fondos a manos privadas".

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin