Buscar


Ciudades y regiones de la UE apoyan la huelga juvenil mundial por el clima

EFE
14/03/2019 - 17:40

Bucarest, 14 mar (EFE).- Las ciudades y regiones de la Unión Europea (UE) mostraron hoy su apoyo a la huelga y manifestación contra el cambio climático que se celebrará este viernes a nivel global, en una jornada de actos de protesta que reunirá a cientos de miles de jóvenes para pedir políticas más ambiciosas al respecto.

"Los jóvenes están tomando las calles con una petición muy concreta: que los líderes mundiales cumplan los compromisos climáticos que asumieron en París" en 2015, recordó el presidente del Comité Europeo de las Regiones (CdR), Karl-Heinz Lambertz, que participa hoy y mañana en Bucarest en la Cumbre Europea de Ciudades y Regiones.

Lambertz insistió en que la lucha contra el cambio climático "se ganará en el nivel local" y recordó que las metas de reducción de emisiones de muchas ciudades superan a las acordadas a nivel nacional y europeo, donde, pese a que se ha incrementado la inversión, no se ha hecho lo suficiente.

"Los jóvenes han hecho sus deberes y ahora de nosotros depende proteger el planeta y su futuro y, por esta razón, exigimos una Europa neutra en carbono de aquí a 2050", dijo Lambertz.

Los representantes de ciudades y regiones en la cumbre compartieron esta reclamación e instaron a la Unión Europea (UE) a que "se comprometa a mantener el aumento de las temperaturas muy por debajo de los 2°C".

Ya en la Cumbre del Clima de Naciones Unidas celebrada en la ciudad polaca de Katowice a finales de 2018, la COP24, las entidades locales y regionales reclamaron un papel formal en la mesa de negociaciones global sobre objetivos climáticos.

Según cálculos del CdR, las ciudades son responsables del 70 % de las medidas de mitigación de los efectos del calentamiento global y de hasta el 90 % de las de adaptación.

La manifestación y huelga global de mañana se enmarca en un movimiento juvenil encabezado por la activista sueca Greta Thunberg, de 16 años, que lleva meses faltando al colegio cada viernes para manifestarse frente al Parlamento de Suecia en demanda de medidas más ambiciosas contra el cambio climático.