Buscar

La Comunidad aún no ha aplicado la rebaja del 20% en el abono transporte para discapacitados que prometió en diciembre

19/07/2009 - 13:24

La Comunidad de Madrid todavía no ha aplicado la rebaja del 20 por ciento en el abono de transporte para personas discapacitadas que prometió en diciembre, cuando el Consorcio Regional de Transportes aprobó la nueva tarifa de transportes para 2009 y que se tenía que hacer efectiva a partir de enero de este mismo año, según señaló el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) de Madrid.

MADRID, 19 (EUROPA PRESS)

Su presidente, Javier Font, explicó a Europa Press que el 20 por ciento "que el consejero de Transportes, Ignacio Echeverría, anunció a bombo y platillo" no se ha puesto en funcionamiento cuando tenía que haberse aplicado a principios de este primer semestre, por lo que de esta manera, desde el Gobierno regional, a su juicio, "no se está facilitando los medios para acceder al transporte público".

Un portavoz de esta Consejería indicó a Europa Press que el asunto se ha retrasado por "problemas técnicos" relacionados con el número de discapacitados registrados en la Consejería de Familia y Asuntos Sociales, que eran menos de los que hay en realidad, y con las máquinas encargadas de dispensar el abono, cuyo software no está avanzado.

Según apuntó, está siendo "más complicado de lo que parecía al principio" pero aseguró que para el tercer trimestre de este año estará listo. No obstante, la 'Tarjeta Azul', que fue otra de las medidas anunciadas, ya está puesta en marcha, y, de momento, ya se han registrado 50.000 solicitudes, informó el mismo portavoz.

Este nuevo título permite viajar por la capital a personas mayores de 65 años, jubilados o discapacitadas que además cuentan con bajos recursos económicos por un importe mensual de 5,50 euros. Así, dentro de la corona A de la capital podrán realizar un número indefinido de viajes tanto en la red de Metro como en los autobuses de la EMT.

AHORRO DE 100 EUROS

La medida del descuento del 20 por ciento, que se registraba por primera vez en la historia de la tarifa del abono, supondrá para las personas discapacitadas un ahorro medio de cien euros, según indicó Font, quien señaló que es necesario "ayudar a este colectivo porque si no, no pueden llegar".

Por ello, proponen equiparar el precio del abono al de las personas mayores de 65 años en el caso de que la persona tenga una discapacidad de entre el 33 y el 65 por ciento, mientras que en el caso de que la minusvalía supere el 65 por ciento, abogan por la gratuidad del abono, tanto para la persona afectada como para los acompañantes, en el caso de que así lo requieran.

"Luego dicen que no lo cogemos pero es que tampoco tenemos posibilidades", subrayó, al tiempo que comparó esta situación con la que viven en los centros de Secundaria, a los que no pueden acudir porque el transporte escolar no está adaptado. "Si no hay transporte, no puede acceder a las clases", apuntó.

Cuando se presentó la medida del descuento, la Comunidad señaló que la minusvalía para poder ceñirse a esta medida tenía que estar reconocida por la Consejería de Familia y Asuntos Sociales cuya base de datos cuenta con 105.292 personas registradas que se podrían ver beneficiadas.

Contenido patrocinado

Otras noticias