España

Suárez intentó aislar al Rey de su entorno por creer que era "una mala influencia"

El ex presidente del Gobierno, Adolfo Suárez junto al Rey Juan Carlos I. Foto: Archivo

Las relaciones entre el ex presidente Adolfo Suárez y el Rey se deterioraron en su última etapa de Gobierno debido al intento del primero de aislar a Don Juan Carlos de su entorno más próximo, del que "desconfiaba" porque creía que podía ejercer "una mala influencia" sobre él.

Así lo ha asegurado hoy Juan Francisco Fuentes, catedrático de Historia Contemporánea de la Universidad Complutense de Madrid, en la presentación de su último libro, 'Adolfo Suárez', que ha publicado la editorial Planeta.

Sobre su relación con el Rey, Fuentes asegura que fueron "más que amistosas entre los años 69 y 79", incluso "fraternales", pero se deterioraron rápidamente sin que hubiera un "desencadenante único y traumático".

El autor atribuye, no obstante, ese deterioro al intento del ex presidente -al que describe como un político "muy desconfiado"- de aislar al monarca de su entorno más próximo.

Suárez pierde el control

Ese intento de apartarle de sus colaboradores se produjo, según el autor, en un momento en el que Adolfo Suárez comienza a "perder el control" de la situación política, entre otros motivos por su dificultad para moverse en la "normalidad democrática".

Algo que, en palabras del historiador, se evidenció con la puesta en escena que hizo en la sesión de investidura como presidente del Gobierno en marzo de 1979 y que resultó ser un "gravísimo error" y el detonante de un cambio en el clima político.

El libro, que se enmarca en la colección 'España Escrita', profundiza en la figura y trayectoria del "principal protagonista, junto al Rey, de un momento crucial de la historia de España: la transición democrática".

En concreto, el libro habla de la vida de Adolfo Suárez, desde su faceta más íntima y personal hasta la dimensión pública de su figura, incidiendo sobre todo en su actuación como presidente del Gobierno durante la transición democrática (1976-1981).

Fuentes, que define al expresidente como un "animal político" de ideología "confusa", es autor de una docena de libros, entre ellos las biografías de Luis Araquistáin y Largo Caballero.

comentarios7WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 7

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Ivan
A Favor
En Contra

¡Lastima que no lo logró!

Puntuación 6
#1
fdn
A Favor
En Contra

Pués bueno y qué?.

Puntuación 0
#2
antimo...nio
A Favor
En Contra

Una pena, a ver si lo consigue zp y lo envia a Roma

Puntuación 2
#3
antimo...nio
A Favor
En Contra

Una pena, a ver si lo consigue zp y lo envia a Roma

Puntuación 3
#4
jalisco n te rajes
A Favor
En Contra

Qué bueno fue D. Adolfo Suarez

Puntuación 3
#5
republicano
A Favor
En Contra

A día de hoy la Monarquía no tiene sentido. Una farsa de gente que vive a costa de nuestros impuestos, que no representa nada y que además solo sirve para salir en las revistas. Es una reliquia del legado franquista. Necesitamos una república federal cuanto antes.

Puntuación -2
#6
rudolf
A Favor
En Contra

La monarquia es como una cortina vieja y sucia, hay que tirarla a la basura. No sierve y además, afea.

Puntuación -3
#7