Buscar

EADS y Senasa diseñan un plan para crear y usar en aviones biocombustibles que reduzcan emisiones de C02

8/06/2012 - 21:01

La iniciativa, que busca también generar puestos de trabajo, ha sido seleccionada para formar parte del programa europeo 'Enterprise 2020'

SEVILLA, 8 (EUROPA PRESS)

Airbus, filial de la empresa EADS, y la entidad Servicios y Estudios para la Navegación Aérea y la Seguridad Aeronáutica (Senasa) han diseñado la 'Iniciativa de Bioquerosenos', un proyecto que pretende desarrollar y usar biocombustibles en el sector aéreo con el triple objetivo de reducir las emisiones de CO2, rebajar la dependencia energética y generar puestos de trabajo.

En concreto, esta iniciativa, en la que también participan el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía, la Agencia Estatal de Seguridad Aérea y el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente junto a otras trece empresas españolas de sectores como el petroquímico, el agrícola o el aeronáutico, busca producir 200.000 toneladas al año de bioqueroseno en el año 2020 --entre un dos y un cuatro por ciento del consumo nacional de combustible-- mediante la creación de un biocombustible sostenible basado en aceites vegetales no alimentarios como el de camelina.

Según calcula EADS en un comunicado, el cultivo de esta sustancia, que se puede realizar en "terrenos marginales y de baja productividad agrícola", así como en rotación con cultivos de cereal, permitirá la creación de 2,2 puestos de trabajo por cada 100 hectáreas de cultivo.

Por su parte, el presidente de EADS en España, Domingo Ureña, ha resaltado que el proyecto "parte del interés común en reducir las emisiones de CO2", lo que constituye uno de sus tres objetivos "esenciales", junto a la apuesta por la reducción de la dependencia energética a través del desarrollo de "oportunidades industriales" en España en los ámbitos de "toda la cadena" --agrícola, energético, logístico y aeronáutico--, y la generación de puestos de trabajo, "muchos de ellos en áreas rurales con riesgo de abandono".

A juicio de Ureña, "el sector de la aviación ha demostrado ser pionero en la búsqueda de soluciones y, por ello, se trabaja en conseguir que el biocombustible se convierta en un elemento esencial para reducir el impacto medioambiental de las operaciones aéreas".

Además, el presidente de EADS en España ha recordado que "la aviación depende del queroseno", y ello "plantea retos desde el punto de vista de seguridad del suministro, estabilidad de precios y de compatibilidad con el desarrollo sostenible", de ahí que considere destacable que gracias al uso del bioqueroseno producido con aceite de camelina se podrá "reducir la dependencia energética del exterior, aprovechando el potencial agrario y desarrollando así una nueva industria de base tecnológica que permitirá fomentar un empleo sostenible, local y regional, así como la competitividad de las empresas y su estabilidad".

SELECCIONADA EN EL PROGRAMA 'ENTERPRISE 2020'

Por otro lado, Forética, una asociación de empresas y profesionales de la Responsabilidad Social Empresarial, ha seleccionado esta iniciativa de EADS para formar parte de su programa europeo 'Enterprise 2020, por una economía inteligente, sostenible e integradora', con lo que reconoce la "contribución" de esta iniciativa al "impulso de los objetivos de la estrategia 'Europa 2020'".

En total, Forética, que tiene como misión "fomentar la cultura de la gestión ética y la responsabilidad social dotando a las organizaciones de conocimiento y herramientas útiles para desarrollar con éxito un modelo de negocio competitivo y sostenible", ha seleccionado a 27 iniciativas para que formen parte de dicho programa, que, en paralelo a la Agenda Europea 2020, persigue "ayudar a las empresas a alcanzar una competitividad sostenible, fomentar una intensa colaboración entre las empresas y sus grupos de interés y reforzar el liderazgo de Europa en materia de Responsabilidad Social Empresarial".

'Enterprise 2020' es "la única iniciativa de liderazgo empresarial reconocida en la comunicación de la Comisión Europea sobre RSE de octubre de 2011 por su potencial de impacto".