España

Barcelona prevé construir un nuevo edificio para realojados del Bon Pastor en junio de 2014

Los vecinos piden que las constructoras contraten a vecinos en paro para las obras

BARCELONA, 30 (EUROPA PRESS)

El Ayuntamiento de Barcelona trabaja para construir en junio del año que viene un edificio de 46 viviendas para realojar a vecinos de las conocidas como 'casas baratas' del barrio del Bon Pastor, en el distrito de Sant Andreu, concretamente en el número 25 de la calle Biosca.

Según han informado fuentes del consistorio a Europa Press, forma parte de la tercera fase de remodelación de la zona, empezada en julio con la construcción de dos edificios que suman 121 viviendas en el número 15 de la misma calle Biosca y en el 30-38 de Alfaràs, ambos previstos para finalizar en junio de 2015.

Las viviendas que se quieren sustituir en esta zona, también conocidas como Grupo Milans del Bosch, forman uno de los cuatro núcleos de 'casas baratas' de alquiler social que en los años veinte del siglo pasado construyó el Instituto Municipal de Vivienda --el actual Patronat Municipal de l'Habitatge (PMHB), que sigue siendo su propietario--.

El proyecto de reforma empezó en 2004 para sustituir las 784 casas originales por 1.000 nuevas viviendas en cinco fases de obras: las dos primeras ya se han completado --342 pisos--; la tercera debía empezar a principios del año pasado pero se encalló hasta que se pactó la operación de compra de la antigua Clínica Quirón al Banco Santander, que incluía el pago de 45 millones de euros de la entidad bancaria--15 destinados al Bon Pastor--.

El tercer edificio previsto para junio era una demanda vecinal para que el proyecto no volviese a estancarse, y el consistorio planteó en mayo construirlo con ingresos de la nueva empresa mixta de gestión de 26 aparcamientos del centro, es decir, con parte de los 100 millones de euros que el Gobierno municipal ha dicho que destinará a construir 1.000 pisos para alquiler social en toda la ciudad.

El vecindario se disgustó al ver peligrar el convenio firmado en 2003 por el Ayuntamiento, el Govern y el PMHB, que fijaba tres tipos de régimenes de vivienda: alquiler, venta y alquiler vitalicio para mayores de 65 años; según han informado fuentes municipales a Europa Press, sí se respetará el convenio y finalmente se buscará otra vía de financiación, en vez de los ingresos de los aparcamientos.

Los vecinos también reclaman una oficina de acompañamiento a los realojados que preste ayuda en el traslado y trabaje con familias desestructuradas en aspectos como "la responsabilidad de cuidar las viviendas", según ha declarado a Europa Press la presidenta de la Asociación de Vecinos, Paquita Delgado.

Reprocha el retraso en la ejecución del proyecto y que se justifique por la falta de financiación cuando la ciudad cuenta con 60 millones de superávit e invierte en zonas prósperas, como el paseo de Gràcia: "Nos hemos tirado un montón de años tratando de salir del anonimato y ahora nos quieren volver a hacer barrios marginales".

MAL ESTADO Y PARO

Las 'casas baratas' del Bon Pastor son edificaciones de una sola planta y pequeñas --de entre 30 y 70 metros cuadros-- y en muchos casos en estado deplorable, principalmente acechadas por humedades provocadas por la antigüedad de los materiales.

En el número 8 de la calle Floresta, por ejemplo, una madre soltera sin ingresos vive en una casa de 40 metros cuadrados con el techo de la cocina y el lavabo deshecho, según ha comprobado Europa Press; se inunda cuando llueve y paga 260 euros de alquiler, afirma.

Delgado también explica que el alcantarillado es un conducto hecho con ladrillos que se ha ido deshaciendo con el tiempo y que ahora se emboza frecuentemente, y vecinos aseguran que las plagas de insectos son frecuentes.

A estas condiciones se añade que en todo el Bon Pastor hay un millar de parados --según estadísticas del Ayuntamiento de julio--; los vecinos han pedido que las constructoras contraten a personas del barrio para las obras, a lo que el consistorio responde que, más allá de recomendárselo, no se lo puede exigir.

Delgado valora positivamente los cursos de inserción laboral para jóvenes de la zona, pero no los ve útiles sin un tejido laboral que les de salida, por lo que propone "revitalizar" el sector empresarial del barrio como el polígono del Torrent de l'Estadella.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin