España

IU estará "muy vigilante" ante "presiones no claras" que puedan "ralentizar el desarrollo" de la Ley de Banca Pública

El coordinador general de IULV-CA, Antonio Maíllo, ha asegurado este jueves que estarán "muy vigilantes" ante "presiones no claras" desde el ámbito económico-bancario que "puedan ralentizar el desarrollo" de la Ley de Banca Pública.

JAÉN, 13 (EUROPA PRESS)

En rueda de prensa, ha defendido que la coalición "ha cumplido" al impulsar una norma que vincularon a los presupuestos de la comunidad para 2015, estableciendo horizontes temporales, porque de no iniciarse ya su tramitación "no tendría garantías de que saliera antes del fin de la legislatura".

Ahora, según ha dicho, tienen la "ambición" de que el proyecto de ley sea mejorado en el trámite parlamentario y "sea pronto una realidad", punto en el que ha aludido a posibles "intentos por sectores económicos, bancarios no interesados en esta ley, que pueda ralentizar" su desarrollo.

"Los banqueros de este país no se van a poner con pancartas delante de San Telmo a decir que no quieren la Ley de Banca Pública. Puede haber presiones no claras que a mí me preocupan. Por eso vamos a estar pendientes", ha recalcado Maíllo, quien preguntado si se podría estar refiriendo a amenazas de financiación a la Junta, ha contestado con un "no", añadiendo que "sería un escándalo".

El coordinador general de IU ha defendido, en todo caso, el control sobre su tramitación, ya que es una norma de "carácter estratégico", junto a la Ley Integral de Agricultura, que deben salir adelante "para sentar las bases de la salida de la crisis con un modelo productivo diferente".

Sobre esta segunda norma, se ha pronunciado también cuestionado por el banco pública de tierras, dado que es en la Ley Integral de Agricultura "donde tendrá que abordarse la gestión, explotación y uso" de los terrenos de titularidad pública para el desarrollo del mundo rural. Desde IU, además, se planteará que no sólo se quede en la producción y explotación, sino que se establezcan "bases para articular procesos de transformación y distribución en los propios territorios".

Maíllo ha señalado que el banco público de tierras "es una de las claves" de esa ley, que ha distinguido de la consignación presupuestaria. Al hilo, ha aludido a "una partida que tiene que ejecutarse todavía" correspondiente a 2014, y en función de ello se analizará "en el debate de enmiendas parciales" a las cuentas autonómicas "la posibilidad de incorporar alguna al respecto".

DEBATE PROGRAMÁTICO

Ambas normas son ejemplo de la "brecha" que "Andalucía abre" con el objetivo de alcanzar un nuevo modelo productivo, según ha subrayado el coordinador general, quien ha aludido en este sentido al debate impulsado en Izquierda Unida sobre el modelo de país, "conformando alianzas para iniciar un proceso constituyente" con el que cambiar las bases sobre las que se asienta España.

Se trata, según ha destacado, de un "programa básico" para ofrecerlo a la sociedad con el objetivo de "crear esperanza" y "dar repuesta firme, contundente y clara al deterioro y a la crisis profunda, no sólo desde el punto de vista económico, sino también político e institucional".

En ese proceso de debate, el próximo sábado culminará en Málaga la fase andaluza, de la que "saldrán propuestas" para el análisis posterior en Madrid. "Después del 15 de noviembre en Andalucía lanzamos una ofensiva extraordinaria en ese debate, que viene paralela también a los procesos de debate de las elecciones municipales", ha comentado, "convencido" de un "reforzamiento de la simpatía y confianza de muchos sectores" por IU.

TRANQUILIDAD Y SOLVENCIA

En esta línea y preguntado por los posibles efectos que Podemos o Ganemos pueden tener ante ese horizonte electoral, ha aseverado que la coalición lo vive "con tranquilidad y solvencia" y ha destacado que siempre se han ofrecido a "abrir diálogo con todos aquellos que quieren cambiar el país".

Así, "desde esa coherencia", se trabaja "a dos niveles", empenzando por el acuerdo con sectores independientes en municipios donde IU plantea un programa, como muestra que 27 de los 80 alcaldes no fueron afiliados en su momento. En segundo lugar, ha hablado del fenómeno vinculado a Ganemos, "sobre todo en grandes ciudades", y en el que Izquierda Unida "ha decidido participar" para "abordar lo concreto", un modelo de ciudad con "solvencia suficiente" para llevarlo a cabo si se logra la confianza de los ciudadanos "

"En ese proceso estamos y lo hacemos compatible", ha manifestado no sin apuntar que es "complejo", si bien "no estamos mal ni retrasados". Al respecto, ha indicado que IU "ya está elaborando propuestas" y en el encuentro del sábado se aprobará el programa marco de las municipales con elementos como el rescate de servicios privatizados, ayuntamientos "muy transparentes" y la reivindicación de los poderes municipales para "incentivar la reactivación de la economía" más allá de una reforma local que los reduce a "poco más que cambiar farolas y limpieza de calles".

De este modo, el programa "se ofrecerá en ese espacio de convergencia", según ha resaltado Maíllo, quien ha hecho hincapié en que "en estos momentos, va bien la sincronización de los debates en los espacios que van más allá de la propia Izquierda Unida".

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin