España

El abogado de los vecinos a los que robó cartas Castiñeiras ve la condena "una pena leve para una conducta tan grave"

El abogado de los vecinos a los que robó cartas el condenado por la sustracción del Códice Calixtino, José Manuel Fernández Castiñeiras, considera la condena de 190 años de cárcel por robar la correspondencia, aunque en la práctica serán tres años de prisión, "una pena leve para una conducta tan grave".

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 10 (EUROPA PRESS)

Así lo ha manifestado, en declaraciones a Europa Press, el letrado Felisindo Basteiro Guerra, quien ha considerado "insuficiente" la condena, tanto en la pena de cárcel, como en cuanto a la multa y la indemnización por responsabilidad civil, "dado el proceder reiterado del acusado".

En este sentido, el abogado que representa a los vecinos ha destacado que la sentencia, que le fue notificada el lunes a última hora, "no hace justicia plena" para "castigar la conducta" de Castiñeiras. "No es suficiente pero supongo que nos conformaremos", ha abundado.

Al respecto, ha comentado que en los próximos días, antes de que se agote el plazo de diez días para presentar recurso, se reunirá con los vecinos que ejercieron la acusación contra Castiñeiras en la causa sobre el robo de cartas, para decidir si recurren o no. "Mi consejo es que se deje como está", ha apostillado, pese a considerar "bastante benigna" la pena impuesta.

"Es una sentencia benigna porque la conducta es muy reprobable por la cantidad de correo sustraído y por el prolongado periodo de tiempo durante el que lo sustrajo", ha explicado el letrado de los vecinos, que ha concluido que "no es de recibo penas tan leves para una conducta tan grave".

CONDENA

Fernández Castiñeiras ha sido condenado a 190 años de cárcel, por robar durante años la correspondencia de sus vecinos, aunque en la práctica serán tres años de prisión (el triple de la pena máxima, que es de un año). Asimismo, el Juzgado de lo Penal número 2 de Santiago también le ha impuesto una multa de más 400.000 euros (será de unos 6.500 euros al aplicarse también el artículo 76 del Código Penal).

La sentencia considera probado que Fernández Castiñeiras cometió 190 delitos contra la intimidad (con un año de cárcel por cada uno) por robar durante años el correo de sus vecinos de O Milladoiro, en Ames (A Coruña), aunque le absuelve de 105 delitos de la misma clase.

En este fallo, con fecha a 9 de marzo, se fija que Castiñeiras deberá indemnizar por daños y perjuicios a 18 vecinos, con 1.000 euros a los tres que más misivas robó (68 cartas sustraídas en el mayor de los casos) y con 500 euros a los otros 15.

Castiñeiras ya había sido condenado a diez años de cárcel por llevarse el Códice Calixtino de la Catedral compostelana, así como por robar 2,4 millones de euros del templo y blanquear estos fondos comprando propiedades inmobiliarias.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin