España

Alcalde Villaescusa defiende un procedimiento válido de suministro de agua y confirma que vecinos no han sufrido daños

El alcalde de Villaescusa de Haro, Cayetano Javier Solana, ha contestado a las acusaciones de los socialistas del municipio del uso de agua "no controlada" para consumo humano asegurando que dicha "actuación entra dentro del procedimiento válido de suministro de agua" y que el agua del pozo utilizado se analizará "lo antes posible, si bien todavía no se ha decidido quién lo realizará".

CUENCA, 8 (EUROPA PRESS)

En declaraciones a Europa Press, Solana ha reaccionado de este modo después de que el Grupo Socialista en el Ayuntamiento denunciara ante los Servicios Periféricos de la Consejería de Sanidad y Asuntos Sociales en Cuenca el uso de agua "no controlada" para consumo humano, pues tras una avería sufrida en la localidad, el bando público emitido por el alcalde 'popular' Cayetano Javier Solana no indicaba esta incidencia.

El regidor del municipio ha confirmado, "no se conoce ningún caso de diarreas ni efectos negativos sobre la salud de los vecinos derivados del agua consumida durante los días de la avería".

El primer edil ha indicado que, "a las pocas horas de producirse la avería de la bomba de agua" se dictó un bando informando a los vecinos acerca del problema y anunciando la solicitud a Diputación de un camión cisterna con capacidad para 35.000 litros con los que "aprovisionar al municipio", aunque, admite, en él "no se indicó que podía no ser apta para consumo humano, lo cual resultaba redundante dado que el agua que se traía de Diputación era apta".

No obstante, en relación a la denuncia del PSOE, ha añadido el primer edil de Villaescusa de Haro, "adicionalmente, también se extrajo agua de uno de los dos sondeos que la Junta tiene registrados como apropiados para consumo humano en la localidad", si bien, ha puntualizado, "no se suministró ese agua directamente a la población, sino que se descargó en el depósito de la localidad para el correspondiente reposo y clorado".

A este respecto, ha aclarado, "se trata del pozo de agua que estuvo durante muchos años habilitado en el pueblo para consumo humano y cuyas propiedades, por tanto, han sido validadas para ello".

Solana ha corroborado que, de contener niveles de sulfatos mayores a los recomendados, "podría suponer un riesgo a largo plazo" si bien, ha dicho, los servicios de Sanidad de la Junta "explicaron que, en una circunstancia excepcional como la ocurrida, no entrañaba ningún riesgo para la población por suponer un consumo puntual".

El alcalde de la localidad conquense ha justificado su decisión aseverando que la avería "supuso la imposibilidad de extracción de agua durante 48 horas del sondeo habitual" y obligó a "la búsqueda del mejor procedimiento posible para abastecer al pueblo sin poner en riesgo su salud".

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin