España

Profesionales y políticos coinciden en la necesidad de un pacto educativo y urgen a poner en marcha foros de debates

Profesionales de distintos ámbitos de la educación, y responsables de los principales partidos políticos en la materia, han mantenido este miércoles en Madrid un 'cara a cara' donde han debatido sobre la necesidad de poner en marcha un pacto de Estado en materia educativa, para lo que, entre otros puntos, han planteado la creación de unos foros de debate o congresos donde alcanzar esos consensos.

MADRID, 28 (EUROPA PRESS)

En el acto, organizado por Sociedad Civil por el Debate en la sede del Consejo General de la Abogacía de Madrid, han participado el decano del Colegio Profesional de la Educación, Roberto Salmerón; José Francisco Álvarez, catedrático de Lógica de la UNED; la presidenta de la Fundación Trilema, filósofa y pedagoga Carmen Pellicer; la presidenta de la Asociación de Directores de Institutos, Pilar de los Ríos.

Del lado político han participado la portavoz del PP de Educación en el Congreso, Sandra Moneo; el viceportavoz del PSOE en la Comisión de Educación del Senado, Emilio Álvarez; la portavoz de IU de Educación en el Congreso, Caridad García Álvarez; el de UPyD, Rafael Calduch; así como la diputada de Podemos en la Asamblea de Madrid, Cecilia Salazar; y la representante de Ciudadanos, Marta Rivera.

Así, José Francisco Álvarez, catedrático de la UNED, considera que es "imposible" un acuerdo de Estado en materia educativa por las actuales "tensiones ideológicas y políticas". Eso sí, apuesta por acuerdos de mínimos que superen la actual visión cortoplacista, y que pueden nacer en el Parlamento para después ser trabajados de un congreso que aúne profesionales y políticos. Considera también que se debe aportar más autonomía y coordinación a las universidades.

La presidenta de los Directores de Instituto, Pilar de los Ríos, ha destacado que es necesario conceder de estabilidad al sistema educativo porque los sucesivos cambios normativos "producen incertidumbre en el profesorado", así como más transparencia en el sistema, más profesionalización en la educación y que no exista en el sistema tantos cargos de libre designación.

La experta ve "posible" un pacto de Estado siempre y cuando el trabajo parta "de lo que no se quiere para el sistema", como el abandono escolar temprano o el fracaso escolar, y se respeten los modelos de éxito de algunas comunidades, por ejemplo.

Roberto Salmerón, decano del Colegio Profesional de Educación, apuesta por un acuerdo de mínimos en materia educativa, sobre el que trabajar periódicamente a través de la puesta en marcha de un congreso nacional, donde profesionales de la comunidad educativa y políticos se reúnan y debatan sobre cómo avanzar en el sistema educativo.

A su juicio, no es viable trabajar sobre el mismo en periodo electoral y ve con buenos ojos el MIR educativo. A su vez, ha planteado un observatorio científico de la educación, como es el INE para el aspecto económico español.

Por su parte, la presidenta de la Fundación Trilema, Carmen Pellicer, ha subrayado que la educación debe apartarse del debate político e ideológico, coincide en que hay que crear foros donde debatirse buenas prácticas para el sistema educativo, así como cambiar los sistemas de evaluaciones, y que estos no sean elementos de competición entre comunidades autónomas. Sí cree que puede alcanzarse un "acuerdo de mínimos" en materia educativa, siempre y cuando "sea inclusivo" y no se utilice la educación como "arma arrojadiza".

Del lado político, la 'popular' Sandra Moneo, ha señalado que "no hay que tener miedo" a cambios y reformas en la educación. "Es cierto que el sistema no debe estar sujeto a vaivenes. Pero el inmovilismo tampoco favorece", ha subrayado.

Moneo aboga por tomar "muy en serio" la propuesta del Consejo Escolar de extender la obligatoriedad de la escolarización hasta los 18 años. Ha defendido que hay que trabajar por un pacto en la materia porque así lo demanda la sociedad. "No puede ser una farsa. Debe estar basado en la equidad, igualdad y libertad", ha precisado.

El socialista Emilio Álvarez considera "imprescindible" y "posible" un pacto de Estado por la educación, a su vez ha recordado que en la legislatura de José Luis Rodríguez Zapatero casi se alcanzó un acuerdo entre la comunidad educativa y los grupos políticos, salvo el PP que se desmarcó en último momento.

Para evitar el abandono escolar dice que la educación debe ser "universal y no obligatoria", "no obligar, sino que exista la posibilidad para todo el mundo" de estudiar.

Desde Izquierda Unida, Caridad García Álvarez, ve "muy complicado" un pacto de Estado de Educación, aunque sí defiende la necesidad de intentar generar un consenso en la materia y crear nuevas expectativas para el sistema.

"Los pactos populares están condenados al fracaso. Hay que hacerlos con todo el mundo político y sociedad civil", ha precisado. A su juicio, se ha avanzado poco en materia educativa a pesar del tiempo transcurrido, y no es suficiente toda la inversión realizada hasta la fecha.

Rafael Calduch, profesor universitario, como miembro de UPyD ha defendido que la educación debe volver a ser competencia del Estado y no debe estar transferida a las comunidades autónomas. A su juicio, el actual sistema demuestra "diferencias" entre comunidades autónomas porque éstas "gestionan mal" las competencias que se les han concedido; principal handicap para la consecución de un pacto de Estado, en su opinión. Cree en una educación laica, de calidad, y de servicio público, donde no se contribuya a generar más desigualdades.

La representante de Podemos, Cecilia Salazar, ha señalado que el sistema educativo requiere de una estabilidad y no puede continuar como hasta ahora, donde "la educación se ha empleado como arma arrojadiza". Señala que el principal protagonista es el estudiante, a diferencia de PP y PSOE que apuntan al profesorado. Deja en manos de la sociedad civil, las asociaciones y organizaciones que trabajan en materia educativa la consecución de un pacto educativo.

En nombre de Ciudadanos, Marta Rivera ha señalado que su formación quiere implantar el modelo de profesor de apoyo y el MIR, al mismo tiempo que ha llamado la atención sobre el hecho de que cada repetidor cueste al año 20.000 euros por lo que insiste en la necesidad de trabajar para reducir el abandono escolar. "Debemos utilizar la escuela como herramienta de concienciación", ha indicado, resaltando la importancia de la puesta en marcha de un pacto educativo.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin