España

(ampliación) día fas. felipe vi preside un día de las fuerzas armadas que recupera su lustre

- El Rey agradece a los militares su labor defendiendo la libertad y la seguridad de los españoles

MADRID, 27 (SERVIMEDIA)

Felipe VI, acompañado por la reina Letizia, presidió este sábado un día de las Fuerzas Armadas totalmente remozado. Después de cuatro años de celebración en Madrid, el acto central de esta efeméride se trasladó a Guadalajara y sirvió como plataforma de homenaje a las víctimas del accidente del Yak-42.

Este año esta efeméride ha contado con un presupuesto de alrededor de 350.000 euros, más del doble que en la pasada edición, cuando costó 136.000 euros.

Don Felipe, que llegó con casi un cuarto de hora de retraso, vistió el uniforme de capitán general del Ejército de Tierra, en el que portaba el distintivo del Regimiento Inmemorial del Rey en el que ingresó hace 40 años, a pesar de que este año por rotación le tocaba el uniforme de capitán de la Armada.

Tras su llegada, Felipe VI presidió el acto principal del Día de las Fuerzas Armadas, celebrado en la calle Camilo José Cela de Guadalajara, acompañado por su esposa, la reina Letizia, que lucía un vestido de tonos crudos con estampados negros.

Los Monarcas fueron recibidos por el jefe del Estado Mayor de la Defensa (jemad), general Fernando Alejandre, y por la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, mientras una multitud prorrumpía en aplausos y vivas a los Reyes y a las Fuerzas Armadas.

En el acto estuvieron presentes el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido; el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page; el alcalde de Guadalajara, Antonio Román; el jefe de Estado Mayor del Ejército de Tierra (jeme), general Francisco Javier Varela; el jefe de Estado Mayor de la Armada (ajema), almirante general Teodoro López Calderón; el jefe de Estado Mayor del Ejército del Aire (jema), general Javier Salto; el portavoz del PP en el Congreso de los Diputados, Rafael Hernando, y otras autoridades civiles y militares.

El acto central del Día de las Fuerzas Armadas duró aproximadamente una hora, tuvo como lema 'Nuestra misión, tu libertad' y contó con un izado de bandera, un homenaje a los que dieron su vida por España en el que participaron familiares de seis militares fallecidos en actos de servicio, un desfile aéreo que contó 63 aeronaves y un desfile terrestre del que formaron parte 2.500 efectivos y 160 vehículos.

Los Reyes recibieron los honores de ordenanza y pasaron revista a un batallón de honores de la Guardia Real. En ese momento, la Brigada Paracaidista (Bripac) realizó un salto con el que entregaron la bandera de España.

MUERTOS EN ACTO DE SERVICIO

A continuación, se vivió uno de los momentos más emotivos de la jornada cuando familiares de seis militares fallecidos en acto de servicio depositaron junto al Rey una corona de laurel en homenaje a los que dieron su vida por España.

Se trata de los familiares del subteniente del Ejército de Tierra y del sargento del Ejército del Aire Juan Bonel Suárez y Francisco Javier Cardona Gil -fallecidos en el accidente del Yak-42-; del teniente del Ejército del Aire fallecido en el segundo accidente del Servicio de Búsqueda y Salvamento (SAR); del subteniente Juan Morales Parra -fallecido en el accidente del 'cougar' en Afganistán-, y del capitán de navío Domingo Olivo Esparza y del cabo primero de la Guardia Civil Aurelio Salgueiro López -fallecidos en actos terroristas-. Al término, la 'Patrulla Águila' efectuó una pasada de homenaje.

Posteriormente, comenzó el desfile aéreo, en el que participaron 63 aeronaves, entre las que figuraron los aviones 'F-18' y 'Eurofighter', los helicópteros del Ejército de Tierra y la Guardia Civil, además de los aparatos de la Armada y el flamante A400M. La parada concluyó con una pasada de la 'Patrulla Águila'.

El acto también contó con un desfile terrestre del que formaron parte los carros de combate 'Leopard', los vehículos de combate 'Pizarro' y artillería autopropulsada pertenecientes al Ejército de Tierra.

Posteriormente, iniciaron su participación las agrupaciones a pie compuestas por un Grupo de Honores de la Guardia Real, un batallón mixto de la Armada, otro del Ejército del Aire, un batallón de alumnos de la Guardia Civil, una compañía de la Unidad Militar de Emergencias (UME) y un batallón mixto del Ejército de Tierra.

También participaron las dos unidades del Ejército de Tierra con paso específico de 160 y 90 pasos por minuto, respectivamente: la Legión con sede en Viator (Almería) y los Regulares, sitos en Ceuta.

Cabe destacar como nota curiosa que este año la Legión no desfiló con su tradicional mascota: el carnero. Este año un perro ocupó el lugar de este animal que con el tiempo se ha convertido en un símbolo indisociable de esta unidad militar.

AGRADECIMIENTO A LAS FAS

La parada militar concluyó con un desfile ecuestre compuesto por el Escuadrón y la Batería de la Guardia Real y el Escuadrón de Sables de la Guardia Civil.

Al término del desfile, los Reyes saludaron a los mandos de las distintas fuerzas y a los familiares de los militares que perdieron la vida en actos de servicios.

Posteriormente, el Monarca agradeció a los miembros de las Fuerzas Armadas su labor diaria en aras de la libertad y la seguridad de los españoles.

Este agradecimiento tuvo lugar durante brindis que se celebró tras el desfile, en el que el Monarca agradeció la acogida que Guadalajara ha dado a las Fuerzas Armadas en "un día tan especial" y agradeció a los militares la labor diaria que desempeñan defendiendo la libertad y la seguridad de los españoles.

Quiso compartir su "gratitud" y "admiración" a las Fuerzas Armadas y a todos y cada uno de os militares que "visten un uniforme y luchan unidos por una misma causa".

Dijo que es un "orgullo" ser el mando supremo de las Fuerzas Armadas -tal y como establece la Constitución Española- y concluyó su discurso "brindando con ellos y por ellos (los militares) por España".

(SERVIMEDIA)

27-MAY-17

MST/caa

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin