España

Aplazado hasta 12 de enero el juicio contra dos policías nacionales acusados de agredir a un interno del CIE de Aluche

La víctima no ha acudido y un CD con el vídeo de la agresión ha aparecido roto

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

El juicio contra Antonio José P. G. y Clemente F. A., ambos agentes del Cuerpo Nacional de Policía, acusados de agredir a un interno del Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) de Aluche ha sido aplazado hasta el próximo 12 de enero porque la víctima no ha acudido y un CD en el que se recogía el vídeo de la agresión ha aparecido roto.

Así lo ha confirmado el abogado de la Fundación Acción Pro Derechos Humanos, Javier García, en declaraciones a Europa Press, donde ha detallado que la víctima se encontraba en Colombia.

Por otra parte, García ha explicado que ya han entregado dos CDs a la causa donde se mostraba el vídeo de la agresión a este interno. El primero, pese a que funcionaba perfectamente en el momento de entregarlo, apareció rayado y por ello inservible. El segundo, ha resultado ahora partido.

En este sentido, ha señalado que imagina que "hay alguien que quiere que se invalide la prueba". "Si no es el CD original quizás no la den como una prueba válida", ha apuntado.

La Fiscalía solicita una pena de un año de prisión para cada uno de ellos al considerarlos culpables de un delito contra la integridad moral, con la accesoria de inhabilitación especial para el desempeño del cargo en la Policía por tiempo de tres años, además de las costas derivadas del proceso judicial.

El representante del Ministerio Público argumenta su petición dado que, según explica en su informe, los dos agentes, sobre las 12 horas del 2 de mayo de 2011, se encontraban en la lavandería del CIE de Aluche con un interno que estaba bajo su disposición y custodia, ya que ambos eran los encargados de trasladarle al aeropuerto de Madrid-Barajas para la ejecución de su Decreto de Expulsión a su país de origen.

Para ello, los dos agentes le estaban inmovilizando con unas cintas alrededor de las muñecas, cuando, en el transcurso de dicha acción, Antonio José, con la pasividad de Clemente, "agarró al interno con las dos manos del cuello, arrojándole contra la pared, sin que dicha acción fuera precedida de una actitud violenta u hostil por parte del agredido". "Clemente, no sólo no impidió la agresión, sino que la presenció con pasividad y complacencia", añade el fiscal.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin