España

Arellano: "Moreno debería defender a Andalucía en financiación autonómica y no cuestionar eficiencia de Junta"

La Junta recuerda que la comunidad autónoma tiene un déficit de 5.591 millones de euros por la infrafinanciación del Gobierno

SEVILLA, 31 (EUROPA PRESS)

El consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano, ha asegurado este miércoles que lo que deberían hacer el presidente del PP-A, Juan Manuel Moreno, y su partido es defender un sistema de financiación autonómica "justo" para Andalucía e inversiones "suficientes, en lugar de poner en cuestión la gestión más que eficiente de la Junta de Andalucía con los fondos europeos".

En un comunicado, Arellano ha recordado que la comunidad autónoma se encuentra "infrafinanciada", algo que han reconocido expertos nacionales y hasta el propio Gobierno central, acumulando ya un déficit de financiación de 5.591 millones de euros. "El sistema de financiación actual genera una diferencia injustificada de 791 euros por habitante entre las comunidades mejor y peor financiadas, lo que repercute en la prestación de servicios públicos esenciales y en la capacidad de luchar contra el desempleo en Andalucía", añade.

Además, respecto a las inversiones que debe realizar el Gobierno central, éste tiene una deuda con la comunidad autónoma de 2.298 millones de euros en materia de inversiones, por no aplicar la Disposición Tercera del Estatuto de Autonomía de Andalucía entre 2008 y 2014, dado que esta establece como referencia la población, algo que, como señala Arellano, "no se respeta".

A esto se une que el Ejecutivo central está sustituyendo la inversión que tendría que hacer en infraestructuras por fondos europeos, eliminando el efecto de adicionalidad con el que están concebidos, restándole posibilidades a Andalucía para converger.

De hecho, la Junta estima que la pérdida de recursos financieros por el incumplimiento de este principio de adicionalidad entre 2007 y 2017 asciende a 7.500 millones de euros.

Además, el Gobierno destina al instrumento concebido por la Constitución Española para fomentar la convergencia entre territorios, Fondo de Compensación Interterritorial, un presupuesto "pírrico, en mínimos históricos", del que a la comunidad autónoma le correspondieron el pasado año 160 millones de euros, ha explicado Arellano.

Pese a todas estas trabas, que constituyen un freno económico, la comunidad autónoma ha cerrado 2017 con un aumento del 3,1 por ciento de su PIB, según la estimación realizada por la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF). Una realidad que ha contado con el motor de las exportaciones, las cuales evidencian un cambio de modelo productivo hacia una economía abierta al exterior, con empresas innovadoras que generan productos de calidad y valor añadido.

En cuanto a la gestión de fondos europeos, el consejero de Economía y Conocimiento ha recordado que "Andalucía es tan eficiente que el propio Gobierno central le cedió la gestión de 546 millones de euros de fondos estatales, que sumó a los propios, logrando una ejecución del 100 por ciento de los mismos". En concreto, la Junta de Andalucía ha gestionado unos 17.000 millones de euros en ayudas europeas desde 1986.

Arellano ha apuntado que, mientras que en Andalucía la gestión de los fondos asignados en Andalucía ha sido del 100 por ciento, desde el año 2000 se han perdido en el resto de regiones de España más de 869 millones de euros y 7.846 millones en el conjunto de Europa. "Andalucía ha demostrado sobradamente la absorción de los fondos desde su inicio y hasta el último ejercicio, como demuestra el cumplimiento del Programa de Empleo Juvenil a 31 de diciembre de 2017", ha insistido.

El objetivo a alcanzar estaba marcado en la cantidad de 85.607.288,33 euros en términos de gasto a los que correspondería una ayuda comunitaria de más de 76 millones, habiéndose certificado con fecha 24 de noviembre de 2017 a través de los sistemas oficiales de la Unidad Administradora del Fondo Social Europeo, dependiente del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, la cantidad de 141.568.695,35 euros a los que corresponde una ayuda comunitaria de más de 130 millones cuyo reembolso ya ha solicitado la comunidad autónoma.

Es decir, Andalucía ha conseguido certificar ayuda comunitaria por el 170,84 por ciento sobre lo exigido para este hito temporal, demostrando una vez más su total solvencia en la gestión de los fondos europeos con el fiel cumplimiento de sus obligaciones y evitando cualquier riesgo de pérdida de fondos.

CONVERGENCIA CON LAS REGIONES EUROPEAS

Entre 1986 y 2016, Andalucía ha registrado un crecimiento real acumulado del PIB del 110,6 por ciento, muy por encima del resultado en España (102,4%) y sobre todo en la UE-28 (76,5%).

El mayor dinamismo relativo en términos de generación de PIB ha venido acompañado también de un superior ritmo de creación de empleo. La población ocupada ha aumentado en Andalucía un 82,9 por ciento, más de tres veces el incremento en la UE-28 (26,3%), y 19,3 puntos por encima del aumento medio en España (63,6%).

Estos resultados se han producido a pesar de la profunda crisis económica vivida, que ha afectado especialmente a las regiones menos desarrolladas de Europa, y a pesar de las políticas económicas centradas en la austeridad, que han mermado las posibilidades de crecimiento económico y generación de empleo.

Arellano ha incidido, por otra parte, en el hecho de que en los cinco ejercicios de 2012 a 2016, la inversión pública del Estado en Andalucía ha estado de media un 1,7 por ciento por debajo de los valores legalmente previstos (un 17,9% de peso poblacional en promedio), llegándose a un déficit de inversiones de 979 millones, que representan un 0,67 por ciento del PIB de Andalucía. Por ello, "el déficit de inversiones del Estado en Andalucía ha sido un factor que ha impedido la convergencia", ha concluido.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin