España

Los centros penitenciarios de Andalucía, Ceuta y Melilla cerraron el pasado año con 14.509 internos

Los centros penitenciarios de Andalucía, Ceuta y Melilla cerraron el año pasado con 14.509 internos en sus instalaciones, los cuales cuentan con más de una decena de juzgados de vigilancia penitenciaria encargados de velar por sus derechos mientras se encuentran en prisión.

GRANADA, 30 (EUROPA PRESS)

Entre sus funciones también está la de vigilar el modo en que se cumple la condena impuesta y corregir el trabajo de la administración penitenciara si fuese necesario.

Los 13 juzgados que existen actualmente en el ámbito del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ingresaron en 2017 un total de 53.170 asuntos, un uno por ciento menos que el año anterior.

La mayoría correspondió a permisos de salida (32%) y a trabajos en beneficio de la comunidad (20%), seguido de otras materias como la tramitación de la libertad vigilada o medidas coercitivas, según se desprende de la memoria anual del TSJA correspondiente a 2017, consultada por Europa Press.

Los jueces de vigilancia visitan regularmente los centros, lo que permite su comunicación directa con los internos. En ocasiones, el contacto puede facilitarse a través de videoconferencia y, en cualquier caso, los internos pueden dirigirse a ellos por escrito.

De los permisos de salida solicitados, el 58 por ciento fueron a petición del centro penitenciario y de las 3.319 solicitudes de libertad condicional, el 6 por ciento era anticipada. Además, los beneficios penitenciarios hacían referencia a redenciones extraordinarias en un 63 por ciento de los casos.

Con respecto a los registros, el mayor ingreso de asuntos ha tenido lugar en Sevilla, El Puerto de Santa María y Huelva. La carga referencial de trabajo para los juzgados de vigilancia penitenciaria gira en torno a los 5.708 expedientes, que es sobrepasada en Sevilla y Huelva, aunque el TSJA recuerda que habrá que valorar la incidencia durante 2018 de la puesta en funcionamiento del nuevo Centro Penitenciario de Málaga II en Archidona.

Desde el alto tribunal andaluz se destaca especialmente, "la escasa carga de trabajo, año tras año, en la Ciudad Autónoma de Ceuta para optimizar un Juzgado de Vigilancia Penitenciaria con carácter único y especializado, servido por un magistrado en régimen de exclusividad".

Considera por ello "razonable" que otro magistrado comparta y asuma las funciones de vigilancia penitenciaria, tal y como sucede en la Ciudad Autónoma de Melilla, lo que haría posible la transformación de ese órgano judicial en otro de la jurisdicción mixta, con posibilidad añadida de especialización y separación de jurisdicciones civil y penal en Ceuta.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin