España

Tres monumentos andaluces más entran en la Lista Roja del Patrimonio de Hispania Nostra por su "deplorable" estado

Tres monumentos andaluces han ingresado en la Lista Roja del Patrimonio que elabora la asociación Hispania Nostra por el "deplorable" abandono en el que se encuentran. Por esto, la asociación considera de "dudoso mérito" que el cementerio de San Eufrasio y el Molino del Cubo, en Jaén, y la ermita del Santo Cristo de la Heredad, en Almería, hayan pasado a formar parte de este listado y sean "tres ejemplos de lo que no debería ocurrir con el patrimonio histórico y artístico español".

SEVILLA, 29 (EUROPA PRESS)

El Molino del Cubo, en Torredonjimeno (Jaén), es un Bien de Interés Cultural (BIC) del siglo XV que se encuentra "en estado de ruina progresiva", con "peligro de derrumbe" de los muros "si prosigue su abandono". La Orden de Calatrava fue quien construyó el molino bien entrado el siglo XV, en el año 1437, junto al también llamado arroyo del Cubo. La forma con la que diseñaron este molino-fortaleza es cúbica, de ahí su nombre.

Se trata de una obra que aprovechaba la cascada de agua que caía del arroyo para hacer girar la noria que se encontraba en la parte superior del molino. Encima del pórtico de entrada hay una piedra con forma de lápida que posee una inscripción, aunque debido a las mutilaciones del tiempo hace que sea a día de hoy imposible de interpretar.

Por otro lado, el Cementerio de San Eufrasio, en Jaén, es obra del arquitecto Manuel López de Lara y se edificó en 1829. Su nombre originario era Cementerio del Calvario. Entre 1859 y 1896 fue objeto de una gran ampliación, y en 1874 se construyó junto a este un cementerio civil. A pesar de las distintas modificaciones se aprecia el trazado del primitivo cementerio.

Fue lugar de enterramiento de numerosos personajes ilustres de la sociedad jienense de los S. XIX y XX y también de ejecutados durante la Guerra Civil. En 2002 se clausuró para enterramientos. En 2011 fue declarado Bien de Interés Cultural (BIC). Es un ejemplo de la arquitectura mudéjar, obra llamativa por sus filigranas policromadas, y elaborada en carpintería de pino de la zona de la Serranía conquense. Reviste, según ha asociación, un carácter "de riesgo muy grave, con peligro de pérdida de bien cultural tanto físico como inmaterial".

Por último, la ermita del Santo Cristo de la Heredad, en Fiñana (Almería), debe ser anterior a 1685, fecha de la inscripción de la cruz, y la destrucción de esta como una primera ruina de la iglesia podría datar de la Guerra Civil.

Se encuentra también en un estado de "ruina progresiva" y, aunque el campanario se muestre en buenas condiciones, no sucede lo mismo con la nave cuyo tejado de aleros de pizarra está a medio caer y necesita de una "intervención urgente". La cruz de la entrada se encuentra destruida desde su base pero con las piezas que la componen conservadas a sus pies en un estado "aceptable".

Es una ermita dentro de un cortijo típicamente almeriense con molino propio y bandales, al lado del río Nacimiento y enfrente de la barriada de La Heredad, en la otra margen del mismo río. La capilla se encuentra cerrada, pero se aprecia que es de una sola nave, con una pequeña torrecampanario cuadrada.

Frente a su fachada se encuentran los restos de una cruz, de estilo muy parecido a las del Sacromonte (Cerro de Valparaíso) de Granada, desmontada a excepción de su base, pero cuyos restos se encuentran a sus pies y podrían ser reconstruidos. Su altura podría llegar perfectamente a los cinco metros si se reconstruye.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin