España

Leiceaga advierte a Feijóo que no podría ser líder del PP y presidente de la Xunta "a tiempo parcial"

El portavoz parlamentario del PSdeG confía en la transferencia de la AP-9 a Galicia con el nuevo Gobierno pero ve difícil la supresión de peajes

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 17 (EUROPA PRESS)

El portavoz parlamentario del PSdeG, Xoaquín Fernández Leiceaga, ha advertido a Alberto Núñez Feijóo que "no se puede ser presidente de la Xunta a tiempo parcial", por lo que en el caso de que asumiera liderar al Partido Popular sostiene que tendría que renunciar a la presidencia autonómica y "proceder con rapidez a un relevo".

Así lo ha manifestado en una entrevista en RNE, recogida por Europa Press, en la que ha cuestionado las consecuencias de que se confirmasen los cada vez más insistentes rumores que apuntan a que el actual presidente de la Xunta podría optar a dirigir el PP nacional tras el Congreso que la formación celebrará en julio.

Sin querer entrar a valorar el silencio que ha mantenido al respecto Feijóo, Fernández Leiceaga sí ha puntualizado que "debía aclarar si eso tiene consecuencias para la gobernabilidad de Galicia y aclarar con precisión el calendario" para "proceder con rapidez a un relevo", ya que considera que "no es compatible en el tiempo la presidencia del PP, que le obliga a una presencia en la política española muy asidua, muy directa y constante, con un ejercicio responsable en la Xunta".

Leiceaga ha citado en su argumentación posibles situaciones concretas que avalarían esa incompatibilidad de cargos. "Hablamos de la AP-9, la misma persona que en la Xunta pide la transferencia, después su partido en el Congreso, que depende de él como presidente del PP en España, dice que no, es un ejemplo claro de incompatibilidades, o no puede ser que Feijóo defienda aquí criterios de financiación autonómica y que después vaya a Valencia a pedirle apoyo a militantes del PP y allí asuma otros", ha esgrimido.

Pero más allá de incompatibilidades políticas, estarían, puntualiza Leiceaga, las meramente "materiales". "No se puede ser presidente de la Xunta a tiempo parcial, no se puede ser por las tardes o de viernes a domingo, y de lunes a viernes presidente del PP", ha insinuado.

En todo caso, Leiceaga intuye que las discrepancias de Feijóo con la postura del PP estatal en temas como la recepción de los inmigrantes del buque Aquarius responden a que el presidente autonómico "se da cuenta de que está en una situación nueva y en esa tiene que competir no solo con el PSOE sino también con Ciudadanos, y tendrá que modular la postura del PP".

TRANSFERENCIA DE LA AP-9

Por otra parte, Leiceaga también se ha posicionado sobre el debate en torno a la transferencia de la AP-9 a la Xunta, ante el nuevo escenario que se abre con el cambio de gobierno, y ha mostrado su confianza en que Ejecutivo que lidera Pedro Sánchez "sea sensible a las demandas de Galicia y convenza a la mayoría del Congreso" para lograrla, aunque recordando que "el único grupo que sigue manteniendo una postura contraria es el PP".

No obstante, ha matizado que ve más compleja la eliminación de peajes. "Queda una concesión de 30 años, que fue fruto de un acuerdo del Gobierno de Aznar con la Xunta de Fraga, y esa concesión hay que respetarla, no se puede hablar alegremente de los peajes", ha remarcado.

LOSADA "NO TIENE POR QUÉ NO HACER UN BUEN DELEGADO DEL GOBIERNO"

Cuestionado sobre el nombramiento del ex alcalde de A Coruña Javier Losada como Delegado del Gobierno, Leiceaga se ha limitado a valorar que se trata de "una persona que tiene experiencia y cualificación suficiente para ser Delegado".

"Creo que lo va a hacer bien, no tiene por qué no hacer un buen Delegado del Gobierno que es lo que todos esperamos", ha zanjado, sin poner en cuestión un nombramiento que, en cambio, no respondía inicialmente a las preferencias de la dirección socialista gallega.

Leiceaga también ha defendido la actuación del Gobierno de Sánchez ante la polémica generada por la condena a Máxim Huerta y su dimisión el mismo día en el que se conocía la noticia.

"La reacción no fue solo correcta sino también rápida. Hay que dar ejemplo, la ejemplaridad pública que se predica hay que practicarla desde la oposición y el gobierno, y en este caso el gobierno de Sánchez resolvió una crisis en diez horas de la mejor manera posible", ha concluido.

"EL PP TIENE UNA ANSIEDAD EXCESIVA"

Tras la dimisión de Huerta el PP ha puesto en cuestión al Ministro de Agricultura, Luis Planas, por su imputación en un supuesto caso de uso ilegal de agua de Doñana.

Unas críticas que Leiceaga atribuye a que "el PP está con una ansiedad excesiva" y a que "no asimiló bien perder el poder", porque "no es que no le conceda al nuevo gobierno los cien días de rigor, no le concede ni horas ni minutos".

"El PP tenía que hacer una reflexión sobre sus filas, no voy a pedir la dimisión del alcalde de Sanxenxo que acaba de ser condenado ni que Ana Mato, condenada civilmente en el Caso Gürtel sigue siendo asesora del PP en Bruselas", ha deslizado, recomendando a los 'populares' que esperen a poder juzgar al Gobierno por sus acciones.

En todo caso, ha explicado que, en su opinión, en el caso del Ministro de Agricultura, el código ético socialista es "muy claro" y supondría que en cuanto se abra juicio oral será cuando se establezcan las responsabilidades derivadas. "No estamos en ese supuesto, la impresión que tengo es que es un asunto administrativo sin mayores consecuencias", ha finalizado.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin