icon-avatar
Buscar

Sucesos.-Desarticulan un grupo por presunto fraude de 200.000 euros con una empresa fantasma de formación

19/06/2018 - 12:26

La Policía Nacional en colaboración con la Inspección Provincial de Trabajo y Seguridad Social de Sevilla han desarticulado un grupo que supuestamente ha estafado más de 200.000 euros a la Seguridad Social mediante la creación de una empresa ficticia en la denominada 'Operación Mitbol'.

SEVILLA, 19 (EUROPA PRESS)

Los supuestos estafadores captaban y daban de alta de forma fraudulenta a ciudadanos españoles y extranjeros, la mayoría en la modalidad de contratos de formación, pero no llegaban a impartir dicha formación nunca y el supuesto empresario obtenía importantes beneficios económicos, según ha detallado la Policía en un comunicado. Igualmente los falsos trabajadores acumulaban días cotizables para el cobro fraudulento de prestaciones.

La operación policial ha culminado con la detención de 38 personas, entre ellos los dos presuntos líderes de la organización, a los que se les imputan los supuestos delitos de falsedad documental y contra la Seguridad Social.

DISFRAZADA DE FORMACIÓN

La investigación comenzó con un informe realizado por la Inspección Provincial de Trabajo y Seguridad Social remitido a la Policía en el que comunicaban supuestas irregularidades detectadas en torno a una empresa.

Los agentes entre sus primeras diligencias comprobaron que ésta era supuestamente una academia de formación especializada en actividades formativas para el empleo pero que no existía actividad y domicilio social.

Como cabeza visible de esta academia, los agentes identificaron a uno de los detenidos, encargado de la formación de los supuestos trabajadores, y comprobaron que el fin de dar de alta a los supuestos trabajadores en la modalidad de contrato de formación era adquirir beneficios fraudulentos por las subvenciones que la Administración otorga y bonificaciones a las cuotas de la Seguridad Social.

Igualmente los supuestos trabajadores cotizaban de manera fraudulenta y accedían al cobro de prestaciones, aunque no habían realizado actividad laboral efectiva alguna.

Según la Policía, esta empresa ficticia había sido constituida y utilizada de forma instrumental a fin de realizar falsos contratos de trabajo para que estos trabajadores pudieran acceder al cobro de distintas prestaciones económicas ofertadas por la Administración Pública, tales como subsidio por desempleo, ayuda familiar y regularización de la situación administrativa en España de los ciudadanos extranjeros, dados de alta en la misma.

El operativo policial para localizar y detener a todos los implicados --desde el escalón principal compuesto por los organizadores, hasta los más bajos, ocupados por los supuestos trabajadores-- se inició a finales de abril y concluyó a finales de mayo.

Las detenciones ascendieron hasta un total de 38 personas, entre ellos los dos presuntos cabecillas de la organización, todos ellos como presuntos autores de los delitos de falsedad documental y contra la Seguridad Social.

La Policía ha agregado que el incumplimiento reiterado de las obligaciones de esta empresa ficticia en materia de Seguridad Social hizo que acumularan una deuda de más de 200.000 euros defraudados; tanto por las cantidades obtenidas en bonificaciones para cursos de formación (48.142 euros), como en prestaciones por desempleo debidamente obtenidas del Servicio Público de Empleo Estatal (151.000 euros), así como las provenientes del Instituto Nacional de la Seguridad Social (20.685 euros).

La operación policial denominada 'Operación Mitbol' está enmarcadaen el convenio de colaboración entre el Ministerio de Interior y el de Empleo y Seguridad Social para luchar contra el empleo irregular y el fraude a la Seguridad Social.











No ha sido posible realizar el purgado