Buscar

Congreso pp. aznar se declara "al margen" de los precandidatos a liderar el pp

3/07/2018 - 11:15

MADRID, 03 (SERVIMEDIA)

El expresidente del Gobierno José María Aznar se declaró este martes "al margen" del proceso congresual abierto en el Partido Popular con el objetivo de nombrar un nuevo liderazgo tras la marcha de Mariano Rajoy. Es más, no se ha inscrito porque no quiere participar.

Aznar, ahora presidente de la Fundación FAES, se pronunció en estos términos en una entrevista en Onda Cero recogida por Servimedia, donde a pesar de la insistencia periodística eludió en todo momento decantarse por uno de los seis aspirantes a la Presidencia del PP.

No quiso mostrar respaldo público por ninguno de los aspirantes, tampoco por Pablo Casado, después de que ayer dos de los contendientes en las primarias, María Dolores de Cospedal y José Manuel García-Margallo, sugiriesen que está detrás de la candidatura del que fuera vicesecretario general de Comunicación.

A este respecto, fuentes populares comentaban que "mataría la candidatura de Casado que Aznar le señalase directamente". Y el expresidente no lo hizo, alegando que está "retirado de la política desde hace mucho tiempo" y que está "al margen de este proceso".

Aznar aseguró que le "deja indiferente" que los precandidatos saquen a colación "el aznarismo", algo en lo que él "nunca" creyó porque rechaza los proyectos personales en política. Sí consideró "sorprendentes algunas cosas que se escuchan" habida cuenta de que Soraya Sáenz de Santamaría y María Dolores de Cospedal estuvieron en el Gobierno y Pablo Casado no.

Admitió, eso sí, que conserva el carnet de militante del PP, aunque desconoce si está al corriente de pago. En todo caso, no se ha inscrito para participar en la elección del nuevo liderazgo porque "deben ser otros los que protagonicen las posiciones más importantes que necesita el PP".

Tampoco entró a valorar en detalle el procedimiento para la elección de la Presidencia que se inaugura esta vez, tras el cambio de los Estatutos en el 18 Congreso Nacional de febrero de 2017: "Los procedimientos nunca son perfectos", se limitó a decir, aunque reconoció que le parece "bien" que los militantes tengan voz.

"Yo no he cambiado de posición, sigo estando en la misma", respondió al ser preguntado si no se siente más identificado con alguno de los aspirantes. Dicho esto, relegó "el problema de las cercanías o las lejanías" directamente a los candidatos que ahora pretenden hacerse con el poder orgánico en Génova y ser la cabeza de lista del PP en las elecciones generales.

En este punto, estimó que es el PP "el que ha cambiado la posición" y ha provocado un "desconcierto" entre los militantes y electores. Antes, opinó, el partido era "garantía de seguridad, permanencia para la democracia y expresión de la continuidad de la Transición democrática", cuestiones todas ellas que "se han perdido".

Por ende, indicó que lo que le preocupa es que de este proceso salga un PP "que sea útil". "Si no es refundado, el PP dejará de ser partido de Gobierno y probablemente la restructuración del centro-derecha se hará sobre otras bases distintas al PP". Y ahí, apuntó Aznar, hay partidos como Ciudadanos que tienen "una parte muy importante de los activos" tradicionales del PP.

También reflexionó sobre la sentencia de la Gürtel que llevó al PSOE a presentar la moción de censura que arrebató el poder al PP, a pesar de que en su opinión este mecanismo "se llevaba preparando y negociando desde hace mucho tiempo". "Es simplemente un pretexto", adujo Aznar.

Aseguró que comprende la "desazón" que provoca la corrupción, un fenómeno que juzgó "inaceptable a intolerable". "He procurado en toda mi vida política y no política combatir la corrupción con toda contundencia", manifestó, al tiempo que indicó que "es posible que hayan fallado controles y se hayan cometido errores".

Sin embargo, criticó que se trate de "generalizar" la corrupción y defendió que hay que "acotar" este problema "a las responsabilidades individuales". "En la etapa que yo era presidente del PP, yo creo que se financiaba con todos los medios legales", expresó.

"Las responsabilidades financieras eran muy determinadas y ajustadas y yo me tuve que enfrentar a algunos casos problemáticos y actué en consecuencia con ello", defendió, antes de reafirmarse en que su función no era "controlar lo que hacen las personas" y que, en todo caso, si tiene noticias de que se han comportado incorrectamente las "corrige".

(SERVIMEDIA)

03-JUL-18

MFN/caa