España

Constitución. el rey homenajea a los padres de la carta magna con citas de todos ellos

MADRID, 06 (SERVIMEDIA)

El Rey homenajeó este jueves a los siete padres de la Constitución en su discurso en el acto institucional del Congreso de los Diputados por su 40 aniversario, dedicándoles evocaciones personales y citando frases textuales de todos ellos.

Felipe VI quiso expresamente "simbolizar" su "agradecimiento" a los artífices de la Constitución "en quienes, con todo merecimiento, hemos llamado Padres de la Constitución". Tres de ellos, Miquel Roca, Miguel Herrero de Miñón y José Pedro Pérez-Llorca, estuvieron presentes en el acto.

Tras aprovechar unas palabras de otro constitucionalista, Gabriel Cisneros, para retratar cariñosamente a sus compañeros, citó a Herrero de Miñón para describir la Carta Magna como "una Constitución consensuada (...) un pacto, pero entendido no como mera transacción, sino como unión de voluntades", que "reconoció lo diverso y plural, precisamente para integrarlo". A Roca lo recuperó para caracterizar la Constitución como "un pacto de coraje y no de debilidad, porque el pacto es el privilegio del coraje".

De Manuel Fraga quiso entresacar una frase que reflejaba su conciencia de estar ante un momento histórico: "Tenemos que ocupar nuestro sitio exacto en el mundo actual. Si dejamos, por indecisión o por incapacidad, pasar el tren de la historia, no tendrán solución nuestros problemas económicos, sociales y políticos".

El Rey recordó también que Jordi Solé Tura atestiguó retrospectivamente que "no se trataba de elaborar una Constitución que dividiese a los ciudadanos españoles en dos bloques equivalentes y enfrentados radicalmente, sino que había que establecer unas reglas de juego practicables para todos los que éramos partidarios de la democracia".

De Pérez-Llorca entrecomilló que en los padres de la Constitución, conscientes de las "calamidades" a la que habían conducido los fracasos de constituciones anteriores de la Historia de España, "estuvo ausente la voluntad de imponerse, aun siendo cada cual consciente de sus razones y argumentos, y estuvo presente, más bien, la necesidad de llegar a acuerdos, convirtiendo la razón de cada cual en las razones del conjunto".

Seguidamente, el Rey tomó a Gregorio Peces-Barba como autoridad para proclamar que "la democracia parlamentaria es el único cauce para el acuerdo básico entre todos los españoles y para la exclusión de la violencia" y "no hay alternativa al Parlamento para evitar la trágica dialéctica del odio y del amigo enemigo".

(SERVIMEDIA)

06-DIC-18

KRT/man

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin