Buscar

Iglesias niega toda financiación extranjera de podemos eludiendo entrar en detalles

13/12/2018 - 14:24

MADRID, 13 (SERVIMEDIA)

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, negó este jueves que el Gobierno de Venezuela o cualquier otra entidad extranjera hayan financiado "directa o indirectamente" a su partido, en una comparecencia en el Senado en la que, por lo demás, leyó resoluciones judiciales y parlamentarias sin entrar en detalles en sus respuestas.

Iglesias compareció durante casi cuatro horas en la Comisión de Financiación de Partidos Políticos de la Cámara Alta, pero se zafó de casi todas las preguntas del portavoz del PP, Luis Aznar, asegurando que no tenían que ver con la financiación de Podemos, alargando sus respuestas con reflexiones colaterales y limitándose a citar y leer las resoluciones judiciales que han archivado las hasta 10 querellas presentadas hasta ahora sobre esta posibilidad.

Aznar comenzó citando el testimonio de un juez venezolano y del propio cofundador de Podemos Juan Carlos Monedero; el primero aseguró que la Fundación CEPS relacionada con Podemos, recibió dinero del Gobierno venezolano, y el segundo admitió haber trabajado para dicho Ejecutivo. Y, supuestamente con el objeto de tapar los posibles agujeros legales que hayan podido permitir una financiación ilegal o alegal del partido antes de que lograra representación institucional y por tanto financiación pública, preguntó a Iglesias si había trabajado para el Gobierno venezolano.

Iglesias, por su parte, empezó leyendo una declaración en la que se dijo "encantado" de estar en el Senado para resolver todas las dudas, pero, recordó que el resto de grupos políticos han renunciado a formar parte de esta comisión, por lo que la entiende "desacreditada". Además, admitió como "legítima" la intención del PP de deacreditar a los adversarios políticos pero reprochó que lo haga utilizando al Senado para tapar su propia corrupción supuestamente acreditada en los tribunales.

Aznar ironizó sobre el "speech a la cubana" que había pronunciado Iglesias y le pidió que contestase directamente a las preguntas, e interpretó que el resto de partidos, como Podemos, no les hace "ninguna gracia" explicar sus cuentas, mientras que las del PP están "abiertas en canal" en la comisión sobre financiación del PP abierta en el Congreso de los Diputados. El portavoz de UPN, Francisco Javier Yanguas, a su vez, rechazó que Iglesias se refiriera a su partido como "confluencia del PP" por el hecho de haber llegado a acuerdos con los populares porque en ese caso él tendría que identificar a Podemos con EH Bildu, con quien también ha pactado.

JUECES DEL PP

Iglesias se disculpó ante Yanguas asegurando que no pensaba que le fuera ofender por identificarle con el PP e incluso elogió a UPN por defender la foralidad y al PP por hacerlo también al pactar con ella. Ya respondiendo a Aznar, el líder de Podemos prometió ser "exhaustivo" en sus explicaciones, citó los datos públicos de ingresos y gastos del partido y las dos sentencias del Tribunal Supremo, con los magistrados Manuel Marchena y José Manuel Maza como ponentes, que archivaron las querellas sobre la supuesta financiación venezolano por falta de datos objetivos y sólo artículos de prensa como única fuente.

Igualmente, negó tener una cuenta en Granadinas y citó otras querellas de Vox, Dignidad y Justicia y Manos Limpias también archivadas, por la misma ausencia de elementos objetivos o documentos que avalaran el relato de los hechos del denunciante. Aznar contestó que , más allá de la "amplia experiencia" de Iglesias en los juzgados, que "probablemente no ha terminado", le interesaban sus opiniones e insistió en la pregunta de si ha trabajado para el Gobierno venezolano.

Iglesias se zafó de la pregunta afirmando que se le había convocado para hablar de la financiación de su partido, no de otros temas, y defendió su enumeración de datos alegando que ésta era la manera de aclararlo, no expresar opiniones. Al tercer o cuarto intento, el líder de Podemos contestó: "No, no he trabajado para el Gobierno venezolano". Y criticó que preguntando por eso el PP pretendiera inferir que Venezuela hubiera podido financiar a Podemos.

Aunque todavía no se la había preguntado por Irán, Iglesias quiso leer la carta del rey Juan Carlos en la que pedía 10 millones de euros al sha de Persia para financiar UCD. Aznar preguntó entonces si Iglesias conocía el canal venezolano 'Zurda Conducta' y, ante las divagaciones del líder de Podemos, estalló: "¡Aburre usted a las cabras!". Más tarde preguntó: "¿Qué pensará la gente de que no esté contestando a nada?".

El portavoz del PP pidió proyectar dos vídeos en los que el líder de Podemos intervenía en el citado canal venezolano defendriendo al Gobierno de ese país. Ahí sí que Iglesias entró a responder directamente.

VENEZUELA Y MARILÓ MONTERO

"No comparto algunas de las cosas que dije en el pasado", atestiguó. "La situación política y económica en Venezuela es nefasta". El líder de Podemos añadió que "rectificar en política está bien" y reconoció que "hay cosas en las que me equivoqué". "Lo que dije hace unos años no se corresponde con lo que pienso ahora", remató.

Además, y al hilo de que Aznar le había recomendado no mencionar mensajes de whatsapp como el del portavoz del PP en el Senado, sobre la renovación del CGPJ, puesto que él tampoco saldría bien parado de los suyos, Iglesias sacó a colación el mensaje privado de Telegram en 2014 en el que decía que a la periodista Mariló Montero él "la azotaría hasta que sangrase". "Siento muchísima vergüenza de haber hecho una broma machista imperdonable", manifestó. "A veces lo único que uno puede hacer es pedir disculpas y decir: 'Esto lo hice mal".

Después de esta digresión, Iglesias explicó que él no cobró por sus apariciones en ese programa ni en ninguno fuera de España, aunque dijo no saber "qué relación puede tener esto con la financiación de Podemos" . Preguntado por el Foro de Sao Paulo, contestó que "si la pregunta es si cualuier gobierno u organización exterior" ha financiado al partido o si ha "tenido cualquier financaición ilegal, la respuesta es no".

"Podemos se financia con arreglo a la ley", reiteró, apostando por que, si el Foro de Sao Paulo , el Gobierno venezolano o cualquier fuerza política ha cometido delitos relacionados con una empresa brasileña, "que se presenten las denuncias y lo pague", porque él sólo puede "desear que cualquier corrupto se tenga que someter al peso de la ley".

Después de un intercambio de citas de 'La venganza de Don Mendo', Aznar e Iglesias se enzarzaron en el rifirrafe más sonoro de la comparecencia cuando el líder de Podemos citó la conclusión de una comisión de investigación del Congreso de que el Ministerio del Interior se utilizó para cubrir a presuntos delincuentes del PP y para crear pruebas falsas contra adversarios políticos cuando Cosidó era director general de la Policía Nacional.

TRIBUNALES

Aznar desdeñó esa conclusión por ser "política", equivalente a si la comisión del Senado sentenciera que Podemos se ha financiado ilegalmente, le acusó de no tener autoridad moral para denunciar la corrupción del PP y le retó: "Esa acusación, manténgala usted en un juzgado. Si tienen pruebas factibles que puedan presentar ante un tribunal, ¿por qué no han ido ya?".

Esa misma pregunta se la devolvió Iglesias a Aznar cuando éste insinuó una posible financiación por parte de emigrados venezolanos que actuaran como testaferros, dentro de la financiación a través de donaciones o 'crowdfunding' del partido. Y reiteró: "Podemos no ha sido financiado por ningún Gobierno extranjero, de manera directa o indirecta". En cuanto a donaciones extranjeras, Iglesias dijo no tener constancia, pero que en todo caso "todas se ajustan a la ley". Aznar, por su parte, aclaró que no estaba acusando de nada y espetó a Iglesias: "Es usted un falso, está falseando la realidad".

Aznar prosiguió criticando a Iglesias que es "una contradicción en sí misma", por cobrar supuestamente de un país, Irán, donde las mujeres tienen que llevar velo, además de por el doble rasero de Podemos en relación a los escraches, según quién sea la víctima, y la colocación de parejas sentimenetales en las instituciones, según quién sea la beneficiada.

El portavoz del PP acusó a Podemos de haberse saltado "el embargo de la UE a Irán" y de haber pagado en B a sus empleados, a lo que el líder de Podemos volvió a remitirse a las sentencias judiciales que lo han archivado, sin contestar a la pregunta explícita de si Globomedia, la productora de televisión vinculada a Podemos, tenía capital español o iraní. Según se excusó, esto no tiene que ver con la financiación del partido, de cuya irregularidad Aznar seguía viendo "indicios razonables" y "más que suficientes".

Entre los murmullos y reproches de los senadores del PP, Iglesias replicó que este partido "es una vergüenza para la democracia", a lo que Aznar recriminó el "discurso falso y bolivariano" de su interlocutor y algunos delitos por los que han sido condenados cargos públicos de Podemos, y le recriminó no haber aceptado el resultado andaluz llamando "a las barricadas" contra Vox. Ante el crecimiento de la tensión y la falta de resultado del interrogatorio, el portavoz popular puso fin al mismo y se levantó la sesión.

A la salida, Iglesias calificó la sesión de "enormemente esclarecedora", mientras que Aznar se quejó de que el líder de Podemos no hubiera querido ni oír hablar de la supuesta financiación venezolana e iraní de su partido y concluyó lamentando con sorna que Iglesias hubiera entrado para cambiar las cosas y lo único que haya hecho es "cambiar las casas", por la compra de su chalé en Galapagar.

(SERVIMEDIA)

13-DIC-18

KRT/gja