Buscar

Camps afronta 2019 con declaraciones ante jueces de valencia y madrid, imputado en cuatro causas de corrupción

23/12/2018 - 16:10

MADRID, 23 (SERVIMEDIA)

El que fuera presidente de la Generalitat Valenciana Francisco Camps encara el nuevo año 2019 con lúgubres perspectivas. Imputado en cuatro causas de presunta corrupción en juzgados valencianos y en la Audiencia Nacional, tendrá que declarar sobre las contrataciones irregulares de la Generalitat: el día 7 de febrero, ante el juzgado número 5 de Valencia, por los contratos de la Fundación V Encuentro Mundial de la Familia con motivo de la visita del Papa Benedicto XVI a Valencia en 2006; y ante el juez José de la Mata, en una fecha sin determinar, por contratos con la trama Gürtel.

En total, Camps está imputado en cuatro causas: dos relacionadas con supuestas irregularidades en la organización de los grandes premios de Fórmula 1 entre 2008 y 2012, dentro del llamado `caso Valmor´, una tercera referida a los contratos de la fundación que organizó la visita del papa a Valencia en 2006 y, finalmente, la que tiene que ver con contratos a empresas de la trama Gürtel.

El juez de la Audiencia Nacional José de la Mata acordó el pasado día 17 citar como investigado en la pieza 5 del `caso Gürtel´ al expresidente de la Generalitat para que declare por la adjudicación irregular a la empresa Orange Market del contrato para la instalación de grandes eventos de la Comunidad Valenciana en Fitur 2009.

La citación no tiene fecha por el momento, pero la imputación se ha formalizado ante el riesgo de que los delitos prescribieran el 31 de diciembre. El magistrado de la Audiencia Nacional estará trabajando la próxima semana y es previsible que en esos días fije la fecha de declaración en función de las disponibilidades de agenda del Juzgado Central de Instrucción 5.

De la Mata investiga si la actuación del expresidente pudiera constituir los presuntos delitos de prevaricación administrativa y fraude a la Administración, "sin perjuicio de que pudiera resultar su participación criminal en la adjudicación y/o pago de otras contrataciones irregulares objeto de la presente pieza separada 5 que no hubieran prescrito".

La Fiscalía Anticorrupción había solicitado esta diligencia tras la reapertura de la pieza por orden de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, a raíz de las declaraciones de Ricardo Costa, Francisco Correa, Pablo Crespo y Álvaro Pérez en el juicio del 'caso Gürtel' que se celebró en el Juzgado Central de lo Penal por la supuesta financiación ilegal de las campañas electorales del PP en la Comunidad Valenciana.

El instructor señala que "lo cierto es que han sido puestos de manifiesto elementos que relacionan a Camps Ortiz con los hechos con la suficiente consistencia como para, en este momento, dirigir contra él el procedimiento en calidad de persona investigada".

Agrega que resulta razonable y pertinente dirigir la investigación contra Camps a fin de determinar si está incluido entre las autoridades superiores jerárquicamente a la acusada Dora Ibars y "que pudieron participar de modo decisorio en la adjudicación aparentemente irregular del stand de grandes eventos de FITUR 2009 y si esta adjudicación pudo ser una forma de retribuir a esa sociedad por trabajos realizados realmente para el Partido Popular en la Comunidad Valenciana que estaban pendientes de cobro".

En su resolución, De la Mata acuerda también tomar declaración como investigados a Salvadora Ibars, a Álvaro Pérez `El Bigotes´, a Francisco Correa, a Pablo Crespo y a Cándido Herrero y, como testigos, a otras siete personas, entre ellas Ricardo Costa. Estas citaciones tampoco tienen fecha por el momento y se señalara en función de las disponibilidades de agenda del órgano judicial, explica la resolución.

PETICIÓN DE FISCALÍA

Los delitos que el ministerio público atribuye a Camps están siendo investigados dentro de la pieza cinco de la macrocausa que trata de aclarar la actividad de las empresas de Francisco Correa y su relación con la financiación irregular del PP nacional y valenciano.

El pasado 27 de septiembre, la Sección Segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ordenó la reapertura de la investigación sobre las adjudicaciones de la Generalitat valenciana a Orange Market para averiguar quién las ordenaba, después de las revelaciones de Francisco Correa, Ricardo Costa y Álvaro Pérez 'El Bigotes' durante el juicio por la financiación irregular del PP valenciano, que apuntaban directamente al expresidente autonómico Francisco Camps.

La Sala admitía así la solicitud que hizo la Fiscalía Anticorrupción de reenviar al juez instructor del 'caso Gürtel', José de la Mata, esta pieza sobre las contrataciones de la Generalitat con 'Gürtel' y que estaba pendiente de ser señalada para juicio.

El ministerio público hizo esta petición basándose en las revelaciones que hizo Costa en el juicio. A tenor de lo que dijo, Dolors Ibars, directora general de Promoción Institucional de la Generalitat Valenciana, podría haber recibido indicaciones para contratar a empresas del Grupo Correa entre los años 2004 y 2009. De ser así podría haber incurrido en un delito de prevaricación.

Ibars dependía directamente de la Presidencia del Gobierno valenciano, en manos de Camps, y el presunto delito estaría a punto de prescribir. Para evitarlo, la Fiscalía pide que se le impute antes de final de año, una petición que podría atender el juez.

En el juicio por la financiación irregular del PP valenciano, Ricardo Costa aseguró que contrató elementos para actos de campaña a los que asistió el expresidente Mariano Rajoy por valor de 120.000 euros, que pagaron varios empresarios. Costa fue condenado en ese juicio a cuatro años de prisión.

Tras la reapertura de la investigación, Camps compareció ante los periodistas para asegurar que es "el hombre más investigado, analizado, perseguido, bajo lupa, microscopio; se me ha intentado ligar a cualquier tipo de cosas y nadie ha encontrado nada porque nunca nada ocurrió".

El expresidente de la Generalitat insistió en que no dio "ninguna instrucción" para adjudicar contratos a la 'trama Gürtel'. Ya en su comparecencia de abril ante la comisión que investiga los sobrecostes y la deuda millonaria de Feria Valencia, Camps dijo que no conocía a Orange Market "para nada" y que nunca puso en contacto a sus responsables "con nadie; bastante tenía con ser presidente de la Generalitat".

EN VALENCIA

Además, el expresidente valenciano acumula cuatro imputaciones judiciales. Dentro del `caso Valmor´, dividido en cuatro piezas, está investigado en dos de ellas. La primera está relacionada con la organización de los grandes premios de Fórmula 1 y se investiga en el juzgado de instrucción 2 de Valencia, y la segunda, tiene que ver con los sobrecostes en la construcción del circuito de carreras, que investiga el juzgado de instrucción número 17.

En la primera pieza, que está en puertas de ser juzgada, Camps es el único investigado tras el archivo de las actuaciones para la exconsellera Dolores Johnson y el empresario y piloto Jorge Martínez 'Aspar'.

En la pieza cuarta de esta causa sobre las adjudicaciones entre 2007 y 2008 de la entidad pública de la Generalitat GTP para el diseño y construcción del circuito de Fórmula 1 hay 28 imputados, encabezados por Camps, por amañar las adjudicaciones, hinchar los costes finales y sobornar a miembros del PP.

Además, el juzgado de Instrucción número 5 de Valencia investiga a Camps por los contratos de la Fundación V Encuentro Mundial de la Familia, que organizó la visita del Papa Benedicto XVI a Valencia en 2006. Precisamente es dentro de esta causa en la que el expresidente está citado a declarar el próximo 7 de febrero junto con el exvicepresidente del Consell Víctor Campos por presuntos delitos de prevaricación administrativa, malversación y fraude a la Administración.

(SERVIMEDIA)

23-DIC-18

SGR/pai