España

El papa pide una solución al conflicto de Siria "que no tendrá más que vencidos"

Ciudad del Vaticano, 7 ene (EFE).- El papa Francisco recordó hoy a las víctimas de las guerras en el mundo y especialmente en Siria, y pidió que se busque una solución a "un conflicto que no tendrá más que vencidos".

"Una vez más, hago un llamamiento a la comunidad internacional para que promueva una solución política a un conflicto que al final no tendrá más que vencidos", señaló en un discurso al cuerpo diplomático acreditado ante el Vaticano.

Agregó que "es fundamental que cesen las violaciones de los derechos humanos, que causan sufrimientos inenarrables a la población civil, especialmente a mujeres y niños, y afectan a estructuras esenciales como hospitales, escuelas y campos de refugiados, así como a edificios religiosos".

El pontífice dijo que no se puede olvidar a "los numerosos refugiados que ha provocado el conflicto, sometiendo a los países vecinos a una dura prueba".

"Una vez más, quiero expresar mi gratitud a Jordania y al Líbano, que con espíritu fraterno y con mucho sacrificio, han acogido a numerosos grupos de personas, manifestando al mismo tiempo el deseo de que los refugiados puedan regresar a la patria, con condiciones de vida y de seguridad adecuadas", señaló.

Deseó también que pueda reanudarse el diálogo entre israelíes y palestinos para que pueda llegarse a un acuerdo que responda a las aspiraciones legítimas de ambos pueblos.

Y recordó a los cristianos de Oriente Medio que "se han visto afectados por la inestabilidad" que vive la región.

"Es muy importante que los cristianos tengan un lugar en el futuro de la región y, por lo tanto, aliento a los que han buscado refugio en otras partes a hacer lo posible para regresar a sus casas y mantener y fortalecer los lazos con sus comunidades de origen", subrayó.

Pero dijo esperar "que las autoridades políticas no dejen de garantizarles la seguridad necesaria y todos aquellos requisitos que les permitan seguir viviendo en los países de los que son plenamente ciudadanos y contribuir a su construcción".

Señaló que Siria, y todo Oriente Medio, han sido escenario de choque de múltiples intereses opuestos, entre ellos "el intento de crear enemistad entre musulmanes y cristianos".

Los viajes que hará Francisco este año a países de mayoría musulmana, Marruecos y los Emiratos Árabes Unidos, "serán dos importantes ocasiones para acrecentar aún más el diálogo interreligioso y el entendimiento mutuo entre los fieles de ambas religiones", explicó el papa.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin