Buscar

Cataluña. borrell dice que cuando se retome el diálogo con los independentistas habrá que exigirles "lealtad constitucional" y "neutralidad institucional"

11/03/2019 - 11:15

MADRID, 11 (SERVIMEDIA)

El ministro de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Josep Borrell, destacó este lunes que cuando el gobierno de turno retome el diálogo con los indepedentistas catalanes tendrá que exigirles "lealtad constitucional" y "neutralidad institucional".

Así se pronunció el jefe de la diplomacia española durante un desayuno informativo organizado en Madrid por la Cámara de Comercio de EEUU en España, en el que afirmó que ese gobierno tendrá que ser lo suficientemente sólido como para "poner sobre la mesa las reivindicaciones del Estado" en esas eventuales conversaciones ante los independentistas, a quienes dibujó como lo suficientemente hábiles como para conseguir que únicamente se escuchen sus postulados.

Destacó la importancia de que ese gobierno les exija "lealtad constitucional" y "neutralidad institucional", que "cese el desprestigio a España a través de las campañas promovidas por sus delegaciones en el exterior" y que el castellano deje de ser una "lengua postergada" en Cataluña.

Reconoció que el "talón de Aquiles" de España es el "conflicto territorial", lo que le permitió aseverar que "si no hubiera una tentativa secesionista, algo que es muy gordo, España sería un caso extraordinario de éxito y estabilidad política".

Disertó sobre los "tres grandes hechos inimaginables" que se han sucedido en España durante el último año y medio: la repetición de elecciones después de un año de gobierno en funciones, la "intervención" de un gobierno regional y el triunfo de una moción de censura. "Todo esto ha pasado con una remarcable normalidad y no ha pasado nada", apuntó.

Concedió que el hecho de que "a diario" la prensa internacional dé voz a quienes "critican injustificadamente" el sistema político español "hace mella" en el país. No obstante, advirtió de que "en todas partes cuecen habas" y celebró que España "está mejor" que otros países en parámetros tales como el de la seguridad o la salud.

Defendió que ante el resto de gobiernos internacionales España "tiene una buena imagen", "otra cosa es lo que sucede con la opinión pública", donde, dijo Borrell, las sensaciones y sentimientos se mezclan con los hechos factibles y demostrables.

A pesar de ello, dejó claro que en lo referido al "secesionismo" catalán no cabe "ninguna duda" a la hora de indentificar "de qué lado está" la comunidad internacional.

(SERVIMEDIA)

11-MAR-19

MST/caa