Europa

Comienza el proceso al "Fritzl alemán", padre de 8 hijos de su hija adoptiva

La Audiencia de Coblenza, al oeste de Alemania, inició este martes el juicio contra un hombre de 48 años acusado de violar sistemáticamente a tres de sus hijos, dos de ellos adoptivos y una biológica, y de tener ocho hijos-nietos con la mayor de ellos, actualmente de 28 años.

Los medios germanos llaman al acusado el "Fritzl alemán", ya que su caso recuerda al del austríaco Josef Fritzl, el hombre que durante 24 años tuvo encerrada a su hija, con la que tuvo siete hijos, en una cámara secreta de su sótano.

El procesado, un hombre sin empleo conocido e identificado por la prensa como Detlef S., es acusado de violar desde 1987 a su hija e hijo adoptivos y a su hija biológica, de 18 años, de tener ocho hijos con la primera, de los que viven siete, y de obligar a prostituirse a las dos chicas.

El hombre, que se declara inocente y niega los hechos, fue detenido el pasado verano, pero su caso ha sido tratado con reserva por la fiscalía de Coblenza por respeto a las víctimas y sólo se ha hecho público con motivo del comienzo del juicio.

El caso se produjo en Fluterschen, un pueblo de 750 habitantes en la región de Westerwald, en el estado federado occidental de Renania-Palatinado.

Las violaciones salieron a la luz tras llegar a manos de las instituciones responsables de la protección de menores una carta de despedida de la hija de 18 años a su madre, en la que anunciaba que abandonaba el hogar familiar, y que fue entregada por la hija adoptiva, de 28 años de edad.

La familia vivía en una casa unifamiliar de Fluterschen en la que residían el padre, su esposa de 52 años, tres hijos de ésta de un primer matrimonio, otros dos hijos comunes y siete hijos de una de las hijas adoptivas, que perdió a uno de sus bebés poco después de nacer.

Los siete hijos supervivientes de la relación forzada por el padre con su hija adoptiva nacieron entre 1999 y 2009, sin que su madre se atreviera, por miedo, a denunciar los hechos, y las pruebas de ADN han demostrado que el acusado es el progenitor de todos ellos.

comentariosWhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin