icon-avatar
Buscar

Guti: "Sólo bebí una copa de vino, pero es que las calles aquí son estrechas"

EcoDiario.es
7/12/2010 - 8:26
Guti, al ser llevado a la comisaría tras el accidente

Guti no parece avergonzarse de su último percance extradeportivo. Tampoco se enorgullece. Pasa de puntillas sobre él como quien se refiere a un gaje más del oficio. Le resta hierro, pero no lo oculta. "Ni iba en dirección contraria, ni iba tan borracho. Sólo bebí lo normal. Dí algo más de 0'5 en la tasa de alcohol, pero nada más", comenta al tiempo que denuncia cierto acoso mediático. También confirmó que se le ha retirado el carné durante seis meses.

En una entrevista concedida a la Cadena COPE, el ex centrocampista del Real Madrid (ahora en las filas del Besiktas turco) dio su versión de los hechos. "Estoy alucinado por todo lo que se ha contado", dijo a modo de saludo.

La suya ha sido una historia menos grave quizá que la dada en los medios de comunicación turcos, pero ni mucho menos cercana a la vida de abstinencia que se le supone a un futbolista profesional.

Según el 14 todo sucedió después de una cena de equipo organizada por la directiva de su equipo después de vencer al Bursaspor, segundo clasficiado de la Liga turca. Allí, acompañado de "directivos del equipo, algunos compañeros y sus mujeres", Guti celebró el triunfo.

"La cena se celebró en una discoteca, pero no había nadie más. Cerraron la sala para nosotros, así que no hubo nada de fiesta salvaje y demás como han dicho. ¿Cómo voy a terminar borracho delante del presidente o el vicepresidente?", aclaró.

Copas de vino y calles estrechas

Durante la comida, Guti bebió "lo normal", según su propia versión: "Sí que bebí una copa de vino en la cena, pero no para dar esa tasa, con la que estaría en la cárcel. Hay gente que quiere sacar las cosas de quicio. No sé lo que di, lo que es cierto es que me han quitado el carnet 6 meses. No niego que no hubiera bebido. Hay una cámara que me ve hablar con el móvil desde la comisaría. Alguien que diera esa tasa no podría ni tenerse en pie", se excusó.

Según las primeras versiones, el español habría dado 2,71 grados de alcohol en aire expirado. La tasa máxima permitida en España es de 0'25, pero en Turquía se eleva hasta los 0'50; esto es: si Guti dio positivo, eso significa que superó esta barrera y que, por lo tanto, sin llegar a los límites de las primeras informaciones, duplicó la tasa española.

Así, terminada la cena ("a eso de las 4:00"), el centrocampista recogió su voluminoso todoterreno para dirigirse hacia una de sus experiencias más desagradables desde que llegó a Estambul.

"Cuando acabamos la cena, me decido a coger mi coche para ir a mi casa y tengo la mala suerte de dar con mi retrovisor en el autobús. La colisión fue normal, porque aquí las calles son muy estrechas", afirmó a modo de explicación.

Dardo a la prensa y a la policía

El de Torrejón denunció cierta persecución por parte de la prensa: "Para ellos soy la novedad. No sé por qué se han inflado estos datos, pero tengo la conciencia muy tranquila, aunque ojalá no me hubiera sucedido", comentó. Además, dejó entrever cierta falta de profesionalidad por parte de la policía.

Según sus palabras, estuvo esperando "cerca de 40 minutos" dentro de su coche para ser trasladado a la comisaría y, casualmente, se le llevó al centro policial justo cuando apareció la prensa. "No sé quiénes llaman a los fotógrafos a esa hora de la noche", concluyó irónico.

Comentarios 21











No ha sido posible realizar el purgado