Fútbol

El divorcio James Rodríguez - Rafa Benítez se hace más grande en Eibar

Bale y James celebran el tanto del galés. Imagen: Reuters

El divorcio entre James Rodríguez y Rafa Benítez, jugador y entrenador del Real Madrid respectivamente, se hizo ayer, en Eibar, más grande si cabe. El colombiano fue titular en el once merengue, pero lo hizo en una posición en la que no está del todo cómodo, esto es, como extremo derecho. Fuera por esta circunstancia o porque su fútbol no da para más esta temporada, lo cierto es que en Ipurua no jugó como de él se espera. Su rendimiento sobre el terreno de juego rozó un nivel discreto, motivo por el que, llegado el minuto 65 de partido, el '10' dejó su puesto a Lucas Vázquez. Una sustitución que dejó tocado al 'cafetero' y provocó un nuevo enfado contra su entrenador, contra Benítez.

James dejó el terreno de juego con cara de muy pocos amigos. Primero, se tapó la cara, y después, cabizbajo, se encaminó hacia el banquillo, eso sí, con un ritmo parsimonioso y lento.

Algún compañero le consoló, en especial un Cristiano Ronaldo, pero parecía que nada podía calmar a un James que, ya fuera del campo, recibió el afecto de Chendo, el delegado del Real Madrid.

Al pasar al lado de Benítez, ni uno ni otro se dirigieron la palabra, y ya en el, banquillo, las cámaras captaron como sus compañeros también trataban de calmar a un futbolista que, con todo, no hizo ningún aspaviento, aunque su gesto denotaba malestar y tristeza.

En lo que llevamos de temporada, entre lesiones, rotaciones y demás, James sólo ha disputado cinco partidos de Liga y sólo en uno de ellos ha sido titular los 90 minutos. En dos fue suplente y en otros dos fue cambiado (en uno en el minuto 55 y en el otro en el 65). También ha sido convocado en dos partidos de Champions (PSG y Shakhtar) pero en ninguno llegó a saltar al césped.

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

enserio
A Favor
En Contra

Buen jugador. Pero si a las primeras de cambio ya pide aumento de sueldo puede seguir la senda de Ózil y Di María. Lo de Ronaldo y Ramos ha sido excepcional.

Puntuación 0
#1