Buscar

El truco del Avilés para no pagar a un jugador: una sociedad pantalla para sortear deudas

  • El club firmó un contrato con un jugador a través de la Real Avilés GD SL
Imagen: Dreamstime

Tras una etapa de máximo endeudamiento y escasa profesionalización, los clubes de fútbol españoles tienden ahora hacia una buena gestión y situación gracias en gran medida al acertado plan de saneamiento y serio control financiero llevado a cabo por LaLiga. Algo que se traduce en que en 2017 la deuda de los clubes se sitúa en 184 millones frente a los 750 millones del año 2012.

Sin embargo todavía hay algún club que continúa recurriendo al ingenio para gestionar sus recursos. Es el caso del Real Avilés SAD, gestionado desde el verano de 2015 por la empresa Real Avilés Gestión Deportiva S.L. y que mantiene deudas con el Ayuntamiento y la Tesorería de la Seguridad Social. 

El 'caso Andy'

Así,  en el 'caso Andy' - en el que un futbolista denunció al club ante la Comisión Mixta AFE/ 3ª DIVISIÓN de la Real Federación Española de Fútbol por el impago de su salario entre julio a diciembre de 2016 -, el equipo, sin negar la realidad de los impagos, argumentó en su defensa que el contrato del futbolista no estaba suscrito con el Real Avilés CF SAD, sino con el Real Avilés GD SL. "Nada tiene que ver con mi representada, tratándose de dos entidades con personalidad jurídica diferente, totalmente independientes y que nada tienen que ver entre sí", aseguró en aquel momento el abogado del club.

Sin embargo, y tras estudiar la documentación del caso, la Comisión comprobó que se trata de "una sociedad mercantil unipersonal cuyo único socio es el propio club Real Avilés CF SAD, produciéndose una evidente confusión entre ambas". Confusión que se acrecienta, según la resolución de dicha comisión, cuando se constata que "la persona que representa al Real Avilés GD SL en los contratos suscritos con el jugador es la misma persona que viene actuando en nombre del Real Avilés CF SAD en otros escritos de alegaciones ante la misma Comisión".

Además, asegura la resolución, el escudo de los contratos entre el Real Avilés GD SL y el futbolista es el escudo del Real Avilés CF SAD.

Por último, se da el "hecho relevante, notorio y admitido de que el objeto de la contratación del futbolista es única y exclusivamente para prestar servicios en el Real Avilés CF SAD, sin prestar ningún servicio para la sociedad que, aparentemente, le contrata", finaliza el escrito.

Por todo esto, y con independencia de las implicaciones que desde el punto de vista de la legislación laboral y la seguridad social o mercantil pudiera tener la ingeniería ideada, la Comisión Mixta entendió como obvio que "el Club Real Avilés CF SAD desarrolla su actividad utilizando como pantalla para las vinculaciones contractuales de sus futbolistas a una sociedad que no es afiliada a la Real Federación Española de Fútbol con el fin de evitar que le sea de aplicación la normativa que el futbolista invoca".

Finalmente el pasado mes de enero la Comisión Mixta AFE/ 3ª DIVISIÓN de la Real Federación Española de Fútbol estimó la solicitud presentada por el futbolista, concediéndole el derecho a obtener la cancelación anticipada de su licencia federativa dado los impagos de su contrato.

Comentarios 0