Buscar

El laboratorio de los milagros en el Real Madrid: así se gestan los goles de Sergio Ramos

9/03/2017 - 16:38
  • Práctica, vídeos, pizarra y talento son las armas del '4'
  • El Real Madrid prepara situaciones favorables al capitán
El Real Madrid celebra uno de los goles de Ramos en Nápoles. Imagen: EFE.

Sergio Ramos fue, una vez más, el héroe del Real Madrid. El defensa andaluz, con dos cabezazos, brindó a los suyos el pase a cuartos de Champions en Nápoles. Lo del camero no es ya una casualidad: sus milagros han dado hasta 16 partidos importantes a su equipo. Todo está ensayado. Todo obedece a una estrategia.

El Mundo relata el libro de estilo del '4' en cuanto a sus goles de cabeza. No es una suerte del partido que se deje al azar, ni mucho menos. Todo lo contrario: en Valdebebas se conoce que el defensa no escatima en esfuerzos. El Real Madrid, en muchas ocasiones, trabaja para él en esas situaciones de los partidos.

Todo a pesar de que que, al igual que Carlo Ancelotti, Zinedine Zidane no es muy amigo de dedicarle mucho tiempo a las jugadas a balón parado (de las que proceden el 68,2% de los goles del defensa). La cita para el entrenamiento de estas situaciones suele darse cada dos semanas.

En estas ocasiones, el equipo se prepara para realizar continuos simulacros de lo que sucederá en los partidos. Defensas contra atacantes, y muchos balones de Kroos (suyas fueron las dos asistencias en San Paolo), Modric y James a las cabezas de Cristiano, Bale...y especialmente, Ramos. Pero no solo de la práctica vive el camero. Hay un trabajo previo detrás.

Con el visionado de jugadas en vídeos y con la labor 'de pizarra' se completa lo que muchos tildan de un milagro o de suerte. Los compañeros se mueven en el área, antes y después de lanzamiento, según unas pautas acordadas que dejan un camino levemente despejado al '4'. Lucas Vázquez y sus aclarados son, por ejemplo, uno de los mayores lujos que permiten a Ramos acceder al balón en una situación favorable.

El resto obedece ya al jugador, a su talento en este tipo de acciones. Su capacidad de salto, la propia intuición, su buen hacer de cabeza...propiedades innatas que, por mucho que se traten de neutralizar, pueden resultar ganadoras en un alto porcentaje. Raúl Albiol, excompañero de Ramos, trataba de explicarlo: "Claro que lo hemos entrenado, pero es muy difícil frenarle". El Nápoles solo ha sido, de momento, la última víctima del capitán madridista.

Comentarios 0