Fútbol

Espanyol, Alavés y Valladolid amenazan el orden establecido en LaLiga

  • El Espanyol solo ha incorporado un jugador esta temporada y a su técnico
  • Desde la llegada de Abelardo, al Alavés solo le superan los tres grandes
  • El impulso emocional y económico de Ronaldo ha relanzado al ascendido Valladolid
Foto: Getty.

El inicio más extraño de LaLiga en los últimos años tiene como nota positiva el ascenso de tres clubes que, a priori, no deberían ocupar plazas altas de la clasificación. Espanyol, Alavés y Valladolid se sitúan tras nueve jornadas en tres de los seis puestos europeos, gracias a los pinchazos, entre otros, de Real Madrid, Valencia y Villarreal.

Aunque es cierto que apenas se ha jugado un cuarto de LaLiga Santander 18/19, estos tres equipos están llamados a ser la revelación del torneo por acabar con el duopolio que existía entre los dos históricos primeros, la amenaza constante del Atlético y la siempre participación de un grupo de seis clubes por ocupar el resto de posiciones europeas. Espanyol y Alavés reposan, al menos durante una semana, como segundo y tercero en la tabla, mientras que el Valladolid lo hace como sexto.

Una triada que, junto al resto de la clasificación, es muy extraña, pues la temporada pasada sin ir más lejos, a estas alturas de campeonato el Espanyol iba decimotercero con diez puntos, el Alavés penúltimo con tres y el Valladolid jugaba en Segunda División. Pero la confianza en sus plantillas junto con el trabajo de sus técnicos les ha elevado hasta cuotas impensables.

El Espanyol de Rubi es, sin duda el más beneficiado de un verano poco movido en la faceta de fichajes (solo Borja Iglesias no estaba la temporada pasada del último once) y al que tras 27 puntos en juego, de los que ha sacado 17, solo sus vecinos de Barcelona le superan. El técnico catalán ha dado el gran salto esta última jornada, 'vengándose' de sus ex del Huesca, y ya mira hacia adelante con toda la ambición y humildad posible.

Por su parte, el Alavés llegó incluso a ocupar el liderato de Primera durante 24 horas (hasta que los azulgranas sumaron los tres puntos) y ahora comparten puntuación con los pericos, pero la diferencia de goles les relega al tercer lugar. En su caso, la plantilla sí se ha reforzado más este mercado estival, pero el bloque fuerte sigue siendo el mismo con Abelardo a los mandos. El asturiano llegó en diciembre de 2017 para salvar al equipo de una situación dramática y desde entonces sus resultados solo son superados por los tres grandes

Por último, el Valladolid vive bajo el impulso anímico de la llegada de Ronaldo Nazario y en su regreso a Primera está firmando una de sus mejores campañas históricas. Dirigidos por Sergio González, los pucelanos temían a horas de finalizar el mercado acusar la carencia goleadora, pero lejos de ello son los que mejor rentabilizan sus tantos al haber concedido solo seis atrás.

Luchando contra el valor de sus plantillas

Pero los resultados deportivos también dejan atrás el mito del valor de las plantillas. Tras el final del mercado de fichajes, los catalanes eran el decimoquinto equipo más valorado, los vitorianos el decimosexto y los castellanos solo superaban al Huesca, según la web Transfermarkt.

Unas posiciones que para nada se asemejan a las que ocupan con sus resultados sobre el césped y que en el caso del Espanyol han valido para aumentar su valor de 62,2 millones de euros a 79,9, mientras que Alavés y Valladolid siguen con los mismos (59,4 y 31,1, respectivamente). 

Los pinchazos de los equipos más potentes de España, junto a los buenos quehaceres de sus gestiones económicas y deportivas, han colocado a los tres en lo más alto de la tabla cuando casi se ha completado un cuarto de la temporada. El próximo viernes 26, Valladolid y Espanyol, a la sombra de El Clásico, protagonizarán el duelo estrella de la jornada 10 en cuanto a posición se refiere. Quien saque los tres puntos será virtual líder de LaLiga más extraña que se recuerda en los últimos 20 años.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin