Buscar

El Barcelona se ha dejado 25 goles con las salidas de este verano

23/10/2018 - 17:15
  • Alcácer y Paulinho se salen tras marcharse y suman once goles cada uno
  • Iniesta lleva dos tantos en Japón y Douglas ha marcado uno en Turquía
Fotos: Reuters / Getty.

Con la lesión de Leo Messi que le tendrá alejado de los terrenos de juego al menos tres semanas, en el Barcelona se preguntan quién podrá suplir su faceta generadora de juego, pero sobre todo, la importancia de sus goles vitales cada temporada. Pues bien, este verano sin ir más lejos, la directiva azulgrana vendió a varios jugadores que podrían haber ayudado en la tarea anotadora. Hasta 25 goles han marcado hasta la fecha cuatro jugadores que se marcharon de la ciudad condal.

Paco Alcácer y Paulinho están siendo dos de los jugadores más en forma de todo el planeta futbolístico esta temporada y ambos tienen en común que salieron del Barcelona tras irregulares actuaciones, sobre todo el primero. El delantero español está de moda y con el Borussia Dortmund ha anotado ocho goles (siete en Bundesliga y uno en Champions) que le han valido para que los alemanes confirmen que pagaran los 23 millones de euros que le sacarán definitivamente de Barcelona. Además, Alcácer ha vuelto con la selección española donde ha anotado tres tantos en dos encuentros.

Un total de once goles que también firma el mediocentro brasileño, quien en su caso decidió regresar a China tras un año como culé donde dejó buenos recuerdos contra lo que se esperaba de él. En el Guangzhou Evergrande, Paulinho encontró su zona de confort y así lo ha reivindicado en su vuelta, once tantos y seis asistencias en 15 encuentros que ahora echa de menos Ernesto Valverde.

En total, 22 goles entre ambos a los que se les suman los dos que Andrés Iniesta ya ha convertido en la liga japonesa con el Vissel Kobe y al tanto que Douglas Pereira ha marcado en Turquía con el Sivasspor. En el caso del centrocampista español, decidió salir por su cuenta para poner fin a una etapa gloriosa, pero el defensa brasileño se marchó para buscar las oportunidades que nunca tuvo en Barcelona. En el conjunto turco, se ha afincado en el carril derecho y suma ocho partidos, pero pese a que está cedido, su mal papel como azulgrana complica su regreso en el futuro.


Comentarios 0