Gadgets

Los 'eBooks' eludirán el pago del canon digital hasta el próximo verano

Los dispositivos capaces de almacenar y reproducir libros electrónicos, también conocidos como eBooks, han logrado escapar de las garras del canon digital. De esta forma, uno de los regalos estrella de las próximas navidades no generará ni un céntimo a los autores y creadores de obras protegidas.

Según han informado a elEconomista fuentes del negocio editorial, el motivo se debe a la extraordinaria juventud de un soporte que no existía cuando se reformó la Ley de Propiedad Intelectual, aprobada en diciembre de 2007, ni cuando entró en vigor la Orden ministerial de junio de 2008. En aquellas negociaciones, los representantes de la industria tecnológica y y la cultural pugnaron por fijar precios a dispositivos que ya existían en el mercado, sin dejar la puerta abierta a desarrollos que entonces ya estaban sobradamente pergeñados, explican las mismas fuentes.

Paga entre 0,17 y 227 euros

La industria tecnológica paga cantidades de entre 0,17 y 227 euros por el referido canon unitario por copia privada por los dispositivos sujetos a estas obligaciones. Es el caso de las memorias USB, grabadores de televisión con disco duro, equipos multifuncionales, escáneres, copiadoras o discos y grabadoras de DVD, entre otros.

La revisión de la orden de junio de 2008 está prevista para el verano de 2010, por lo que hasta entonces se mantendrá la actual situación. En esa fecha, también podrían incorporarse otros gadgets susceptibles de reproducir contenidos digitales como las videoconsolas portátiles o móviles. Estos últimos tributan con 1,10 euros por unidad en el caso de los terminales capaces de reproducir música digital.

La orden vigente está recurrida

Antonio María Ávila, director Ejecutivo de la Federación de Gremios de Editores de España, aseguró ayer a este diario que la exclusión del pago de canon de los eBooks responde a la "deficiente redacción" de la orden que completaba la Ley de Propiedad Intelectual. "Técnicamente, la norma está bastante mal hecha; se pacata en muchos sentidos y, por todo ello, se encuentra actualmente recurrida por el Centro Español de Derechos Reprográficos (Cedro)", añade.

El representante del gremio de editores no considera el fenómeno del eBook como una amenaza para el sector, sino todo lo contrario. "Si está debidamente ordenado, el libro electrónico representa una magnífica oportunidad para poder llegar a más lectores y destinatarios", apunta Ávila. El único problema, añade, está relacionado con "la situación de indisciplina que existe en España con los derechos de autor y eso es muy grave porque España es el país con mayor piratería de Europa.

En la actualidad, los libros digitales apenas representan el 1,33 por ciento del total de las ventas del conjunto del sector en España, lo que representa un negocio de más de 42 millones en 2008.

Relacionados

comentariosforum4WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

forum Comentarios 3

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

uno que le gusta leer
A Favor
En Contra

Editores hacerlo bien, no copieis a las discograficas y triunfareis.

No creo que nadies este dispuesto ha aceptar pagar lo mismo por un libro impreso comprado en una libreria centrica, que un archivo de texto por internet, trasladar la reducción de costes al consumidor y funcionara sino adios industria editoria.

Puntuación 1
#1
otromas
A Favor
En Contra

Que los señores de la SGAE no supieran de su existencia, no quiere decir que no existieran. El primer E-book que cayó en mis manos lo hizo en 2005 y no era un modelo nuevo. Sobran comentarios acerca de la premura y falta de rigor en la aplicación de esa ley y muchas más.

Puntuación 0
#2
Agone
A Favor
En Contra

Para que los de la SGAE, que andan por el siglo XII en cuestión de diezmos, no se hagan más líos, vamos a hablar con corrección. Ebook es el texto en versión digital; eReader es el soporte electrónico, el lector. La cosa es que si ya se pagan derechos de autor en su formato digital -cuánto es cosa que les corresponde a editores y autores ponerse de acuerdo-, también los quieren cobrar por el "aparato", supongo que por el "por si acaso", como con lso CD's.

Puntuación 0
#3