Global

La policía iraquí arresta a 36 iraníes acusados de disturbios en el campamento Ashraf

La Policía iraquí ha arrestado a 36 exiliados iraníes acusados de disturbios después de los enfrentamientos que se produjeron contra las fuerzas iraquíes en respuesta a las muertes del pasado 28 de julio en el campamento Ashraf, situado al norte de la capital iraquí, Bagdad, donde se refugian exiliados procedentes de Irán.

Las fuerzas iraquíes asumieron el pasado martes el control del campamento Ashraf, en la frontera iraní, que alberga al grupo disidente Organización de los Muyahidines del Pueblo de Irán (PMOI), provocando enfrentamientos entre la Policía y sus habitantes, que temían un desalojo.

Los residentes dijeron que 13 personas murieron en los enfrentamientos, muchas disparadas por la Policía, y un gran número de heridos. El Gobierno de Irak afirma que murieron siete, la mayoría porque se lanzaron bajo los vehículos de la Policía.

comentariosforumWhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin