Global

Una multitud de personas reclaman en Alemania el fin de la energía nuclear

Varias decenas de miles de personas, 50.000 según los organizadores y 36.000 según cálculos de la policía alemana, se han manifestado en Berlín para exigir el fin de la energía nuclear en todo el planeta.

Bajo el lema 'Desconectar de verdad', los manifestantes llegados desde toda Alemania marcharon por el centro de la ciudad hasta converger ante la Puerta de Brandeburgo, donde esta mañana se habían concentrado ya unos 300 tractores llegados en su mayoría desde el estado de la Baja Sajonia, en el norte del país.

El ministro federal de Medio Ambiente, el socialdemócrata Sigmar Gabriel, apoyó la protesta al afirmar que la manifestación es una clara advertencia a los partidos de la Unión -cristianodemócratas (CDU) y socialcristianos bávaros (CSU)- y la canciller alemana, Angela Merkel.

Añadió que el mensaje dirigido a Merkel es claro: "dejad de una vez de jugar a ser el brazo de la industria atómica" y subrayó que el problema del almacenamiento de los residuos atómicos no puede resolverse "en contra de la población y con mas energía nuclear".

Eslogan ochentero

Los participantes en la marcha, que discurrió pacíficamente, llegaron hasta la capital alemana en numerosos trenes extraordinarios y docenas de autobuses fletados para la ocasión por distintas organizaciones ecologistas y antinucleares.

Muchos de ellos portaban banderas con el viejo eslogan de los años 80 "¿Nuclear? No, gracias", a la vez que desplegaron cerca de la estación central y al borde del río Spree una gran pancarta con el texto "Empezamos de nuevo".

comentarios2WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 2

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Fernando Calvo Pérez
A Favor
En Contra

Me parece muy bien por parte de los ecologistas y de las asociaciones políticas de izquierdas, pero también que digan la verdad en todo y el futuro que nos espera sin la energía nuclear, es decir que la gente se vaya olvidando del coche, aire acondicionado, calefacciones, frigoríficos, en definitiva de todos los artefactos que funcionan consumiendo energía. Lo que nos lleva a un cambio radical del estilo de vida. Yo desde luego no tengo ningún problema en plantearme la vida desde ese punto de vista diferente al consumismo, pero dudo que la gran mayoría de los que se manifiestan para terminar con la energía nuclear estén de acuerdo en prescindir de todas esas comodidades. Hay que ser más realistas y menos demagogos e intentar solucionar los problemas con lo que tenemos y que nos ofrece las nuevas técnicas.

Puntuación -1
#1
Sin Papá Estado, No Hay Energí­a Nuclear
A Favor
En Contra

Las centrales nucleares tienen un grave problema:

Generan Residuos Nucleares de Alta Actividad que son peligrosos durante miles de años.

¿Cuánto cuesta vigilar los residuos nucleares de alta actividad durante varios miles de años?

Si ese coste, que hoy lo asume Papá Estado,

se metiera en los costes de producción,

pagarías el kilowatio nuclear mucho más caro que cualquier otra forma de generar electricidad.

Sin Papá Estado que subvencione la energía nuclear,

las centrales nucleares se cerrarían hoy mismo.

Pd: Si en tiempos de Jesucristo hubiera habido un reactor nuclear,

sus residuos seguirían siendo un grave problema hoy en día.

Puntuación -1
#2