Buscar

¿Sobre qué se está debatiendo en la reunión del Club Bilderberg?

Agencias/ Ecodiario
4/06/2010 - 12:54
Una activista levanta una pancarta de protesta cerca del hotel Dolce.

De acuerdo con las teorías de la conspiración, los líderes reunidos estos días en Sitges podrían estar planeado la invasión de Irán, el funeral del euro o cualquier otra estrategia que se les antojara. La seguridad y el secretismo que envuelve al Club Bilderberg sólo deja espacio para la especulación sobre el contenido de la reunión. Lea la charla digital de Daniel Estulin con los lectores de Ecodiario.

"Los considerados amos del mundo de la política y las finanzas quizá tan sólo estén cotilleando sobre sus partidas de golf mientras que disfrutan de un masaje de chocolate y otros tratamientos de belleza en el lujoso hotel Dolce de Sitges", escribe con ironía el diario The Independent.

Como es habitual, durante el encuentro, se debatirán los principales temas económicos y políticos del momento bajo el compromiso de que los invitados no revelen nada, como exige la organización. Según la información que se ha filtrado, está previsto que este año se analice la crisis financiera, el futuro del euro y el dólar, y el colapso de Grecia.

Gates y la ayuda al desarrollo

Uno de los asistentes será el empresario fundador de Microsoft, Bill Gates, que hablará de la necesidad de invertir en cooperación al desarrollo, como él mismo ha anunciado en un encuentro en Barcelona. Gates ha confesado que participará por primera vez en este encuentro, que nació en 1954 en Holanda en el marco de una reunión de mandatarios europeos y de Estados Unidos dispuestos a tender lazos a ambos lados del Atlántico.

"Soy uno de los que estarán presentes", ha dicho. Además, ha constadado que hablará en un "debate sobre energía y las necesidades de los más pobres", donde tratará cómo afectan el cambio climático y las energías renovables a los países menos desarrollados. Sobre la mesa habrá muchos debates financieros, ha apuntado Gates.

El cerco policial

La reunión ha requerido de un alto dispositivo de seguridad. Las furgonetas de los Mossos d'Esquadra han blindado los accesos al Hotel Dolce de Sitges y han impedido la libre circulación por la vecina urbanización de lujo Can Girona.

Ninguno de los asistentes ha posado para la prensa, que intenta captar por un instante a alguno de los ilustres. "Tan sólo hemos visto a dos personas, que trataban de esconderse para que no fueran vistos", explica un activista de Trilever, que trabaja por la transparencia de la agenda de Bilderberg y por que se informe a los medios.

Una mujer pagó 135 euros por la habitación más barata del hotel para ver los preparativos del encuentro. Después, tuvo que alojarse en un camping cercano, vigilado también por la policía.

La lista de invitados

De acuerdo con la filosofía del encuentro, el listado de asistentes no está confirmado, pero ha sido filtrada a varios medios y a la web Cryptome, que recoge los detalles de los participantes.

En representación de la política española, se encuentran la Reina Sofía, que ya estuvo en la edición del año pasado en su país natal, Grecia; Bernardino León, director general de Presidencia del Gobierno de España y mano derecha de Zapatero; Alberto Ruíz Gallardón, alcalde de Madrid; Pedro Solbes, ex ministro de Economía y Hacienda, y Miguel Ángel Moratinos, ministro de Asuntos Exteriores. Después de varias teorías, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, sí estará presente en Sitges, según ha confirmado este mismo viernes la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega.

Del mundo de la economía, figuran Ana Patricia Botín, presidenta de Banesto e hija del presidente del Santander, Emilio Botín; Juan Luis Cebrián, consejero delegado del Grupo Prisa; Juan María Nin, presidente de La Caixa, y José Entrecanales, presidente de Acciona.

Economía mundial

Entre los internacionales, se encuentran el presidente de la farmecéutica y biotecnológica Novartis, Daniel L. Vasell, una de las personas más poderosas del mundo, según la revista Time; el presidente de Coca-Cola Internacional, Muhtar Kent; el jefe de Investigación y Estrategia de Microsoft, Craig J. Mundie; el presidente de Siemens, Peter Löscher; el presidente de Maersk Oil, el alemán Thomas Thune; John Kerr, miembro de la Cámara de los Lores británica y vicepresidente de la empresa petrolera Shell; Peter Sutherland, vicepresidente de la petrolera BP y de la compañía de inversiones Goldman Sachs International; Roger Altman, presidente del fondo de inversiones Evercore Parners y ex asesor de los Clinton, y Domenico Siniscalco, vicepresidente de Morgan Stanley International.

Del panorama de la política internacional la reunión contará con la presencia de Richard Holbrooke, representante especial de Estados Unidos para Afganistán y Pakistán; Henry Kissinger, ex secretario de Estado de Estados Unidos y miembro destacado del núcleo de los Bilderberg; David Rockefeller, famoso banquero norteamericano; Jean-Claude Trichet, presidente del Banco Central Europeo; y Robert B. Zoellick, del Banco Mundial. Además de Jame Steinberg, vicesecretario de Estado de Estados Unidos, número 2 de Hilary Clinton; el director general de la Organización Mundial del Comercio, Pascal Lamy; el primer ministro y el ministro de Economía de Finlandia, Jykri Katainen; la ministra de Economía de Francia, Christine Lagarde; el ex secretario general de la OTAN, Jaap Hoop Scheffer; Paul Wolfowitz, ex director del Banco Mundial y una de las figuras más destacadas del sistema previo el colapso financiero internacional.

Entre el resto de los asistentes están representantes de varias entidades financieras: el presidente de ING, el gobernador del Banco de Italia, Keith B. Alexander, director de la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos; Josette Sheeran, directora ejecutiva del Programa Mundial de Alimentación de Naciones Unidas; otros líderes políticos, como la del partido social demócrata de Portugal, Manuela Leite o miembros del Gobierno de Grecia, Suecia o Finlandia. Por último, los presidentes o directores de medios de comunicación como la radio francesa Europe 1, el periódico Le Nouvel Observateur, los diarios económicos The Economist y The Financial Times o del Washington Post.

Comentarios 9

#1
04-06-2010 / 13:42
CAROL
Puntuación 17

Espero que este evento lo pagen ellos, y no la precaria economia Española.Estás són las personas que nos han llevado a esta situación Mundial.Tenemos los peores politicos de toda la Humanidad.Los financieros más avariciosos que nunca han existido,una lastima,EL SER HUMANO ES INCREIBLE.

#2
04-06-2010 / 13:43
Didi
Puntuación 8

¿Y nos llaman conspiranoicos? jaja ¿Hace falta que leyendo la lista de invitados diga algo más? Una reunión como cualquier otra...claro... no puede ser tan evidente ¿no? Quien sea capaz de sacar sus propias conclusiones habiéndose empapado de información desde diferentes puntos de vista se acercará más a lo que esta pasando en el mundo.

#3
04-06-2010 / 15:48
caes
Puntuación 3

somos tan previsibles que saben nuestro destino, saben donde tenemos el dinero, lo que consumimos, el estado de bienestar que queremos, podriamos darlos una sorpresa cambiando estas cosas

#4
04-06-2010 / 16:24
Luchadora
Puntuación 10

Conspiranoicos??????? madre mia.... No sé el porqué nos nombras y haces referencia a ellos si no crees en nada, ni si quiera te has molestado en averiguar, ¿acaso nos usas como excusa porque no sabías que decir? Busca información que hay muchisima!! quizás incluso consigamos que despiertes!

#5
04-06-2010 / 16:34
verdades como puños
Puntuación 11

Pero que pensaís que estos son los peces gordos ?? estos solo son los que dan la cara en su lugar y se han puesto el nombre del Club Bilderberg para que veamos que no hay nada mas detras de ellos.. pero seguid profundizando en la cueva del conejo y encontrareís más.. quienes son realmente los arquitectos de está tiranía que no ha dejado evolucionar al humano durante miles de años....DESPIERTA ¡¡¡

#6
04-06-2010 / 16:50
Antonio
Puntuación 1

DESPIERTA !!!!!! JAJAJA.

Esta "élite" vive en el ensueño de pertenecer a una minoría despierta.

Dentro de poco serán ellos los que tengan que hacerse la misma pregunta sobre nosotros.¿Por qué debaten y de qué debaten ?

La fuerza del pueblo es superior a la de cuatro ricachones y su avaricia está a punto de romper el saco si no lo ha hecho...

#7
04-06-2010 / 21:29
Henrique
Puntuación -1

Para el 5. La humanidad evoluciona aunque sea lentamente. Estos tipos/as no son sino el producto de la sociedad que todos (por acción o por omisión), hemos creado. Si alguien cree que puede descargar su conciencia fijando las culpas en unos pocos, significa que no ha evolucionado. Todo empezó con la propiedad privada (hace millones de años), el resto es consecuencia de la acción o la omisión.

#8
06-06-2010 / 13:43
Margarita (protestante 'y facha impresionante')
Puntuación 0

Por primera vez y al celebrarse en la localidad catalana de Sitges, se ha roto el velo de los famosos encuentros anuales del prestigioso "Club Bilderberg" para diseñar por sus selectos integrantes (Reyes, políticos, financieros, multimillonarias empresas y altos ejecutivos mediáticos internacionales) "El Nuevo Orden Mundial". Pero eso sí, se considera una reunión secreta y oficialmente "inexistente".

Pues bien, siendo "secreta" "ES ILEGAL", si tenemos en cuenta el artículo 22 de la Constitución "prohibiendo las asociaciones secretas". Y si es "inexistente" ¿por qué narices tenemos que pagar los ciudadanos los 600.000 euros del evento a cargo de la seguridad pública?. Y esto por no profundizar en el alcance de la toma de decisiones al que la chusma del Club llega para salvaguardar sus intereses, origen de estos encuentros y no otro.



ZP, conejito de Indias, ¿qué hacías allí, intentando convencer a los gigantes de tus medidas anticrisis (por mandato de Obama, eso sí) para paliar la economía, cuando -seguramente- ya te han preparado la cama para darte el bote?. Hasta con tu asistencia hiciste el canelo.

#9
10-06-2010 / 00:08
JuanB.
Puntuación 0

El Sr. Obama, es otro mandado por estos señores, con mas radio de acción, pero mandado al fin y al cabo.