Global

Presidente Bashir regresa a Sudán, tras una visita a Kenia

El presidente sudanés Omar al Bashir, acusado de genocidio en Darfur por la Corte Penal Internacional (CPI), regresó el viernes en la tarde a Sudán después de una visita a Kenia, indicó su agregado de prensa.

"El presidente Bashir regresó de su viaje a Kenia, llegó al aeropuerto de Jartum a las 17H30" (15H30 GMT)", declaró Hamad Saied Ahmad à l'AFP.

Omar al Bashir había sido invitado a Kenia a la ceremonia de promulgación de la nueva Constitución del país, adoptada por referéndum el 4 de agosto pasado.

Kenia, país que ratificó el estatuto de Roma, tratado fundador de la CPI, estaba normalmente en la obligación de aprehender al presidente sudanés, sobre quien pesan dos órdenes de captura por genocidio, crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad.

La jefa de la diplomacia de la Unión Europea, Catherine Ashton, había pedido este viernes a Kenia "respetar sus obligaciones" y detenerlo.

Kenia justificó la invitación al presidente Beshir afirmando que había sido convidado a la ceremonia "en calidad de vecino".

"El presidente Bashir está aquí porque hemos invitado a todos nuestros vecinos y él es un vecino", declaró el ministro de Relaciones Exteriores Moses Wetangula.

"No tenemos por qué excusarnos (...) porque estoy seguro de que mejoramos la paz, la seguridad y la estabilidad en la región", añadió.

La Corte Penal Internacional (CPI) "informó" este viernes al Consejo de Seguridad de la ONU que el presidente sudanés Omar al Bashir, acusado de genocidio, se hallaba en Kenia, para que dicho Consejo tomase "las medidas que le parezcan adecuadas".

Tras la emisión en 2009 de una primera orden de captura contra Bashir por crímenes de guerra y contra la humanidad en Darfur, región del oeste de Sudán en guerra civil desde hace siete años (300.000 muertos según la ONU, 10.000 según Jartum) la CPI ordenó en julio pasado que una fuese expedida una segunda orden de captura por genocidio contra el presidente sudanés.

Bashir viajó desde entonces a Chad, a fines de julio, sin ser detenido, aunque Yamena ratificó el tratado de la CPI.

La Unión Africana juzga contraproducente para la paz en Darfur esas órdenes de captura, y ha pedido a sus miembros no detener a Bashir.

str/vl/feb/jo/eg

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin