Buscar

Homenaje de primer ministro francés a republicanos españoles hacinados en 1939

AFP
21/02/2015 - 5:37

El primer ministro francés, Manuel Valls rindió un vibrante homenaje este viernes, en la localidad pirenaica de Argelès-sur-Mer, a los republicanos españoles que "rechazaron la dictadura" y criticó la actitud de Francia, que los hacinó en playas durante el invierno de 1939.

Valls habló a un centenar de metros del antiguo "campo de las arenas" de Argelès, por el que pasaron más de 220.000 personas "internadas", entre ellas los padres de Lydie Salvayre, ganadora este año del prestigioso premio Goncourt por su novela consagrada a la guerra civil española, presente en esta ceremonia.

"Soy hijo de españoles, de una familia republicana catalana (...) pero estoy delante de ustedes como primer ministro de Francia", dijo Valls, coincidiendo con el 76º aniversario de la "Retirada", el exilio de más de 450.000 vencidos de la guerra civil española (1936-1939).

La Retirada, dijo, "fueron hombres y mujeres que cruzaron la frontera porque habían rechazado la dictadura, defendieron la República, muchos huían de las tropas franquistas después de la caída de Barcelona" y "lo único que se encontraron al llegar fueron los campos del desprecio".

A los pocos días de cruzar la frontera, combatientes y familias enteras de civiles fueron encerrados en campos de emergencia del Gobierno francés.

"Nuestra primera responsabilidad es reconocer que Francia no estuvo a la altura de las esperanzas de estos hombres y mujeres que venían a refugiarse y esperaban que Francia acudiera junto a ellos en 1936", dijo Valls.

El primer ministro alabó el compromiso de los republicanos, muy presentes en la resistencia durante la Segunda Guerra Mundial y "de los primeros en entrar en París".

El acto transcurrió en el minúsculo "cementerio de los españoles", en memoria de los 220 muertos -republicanos españoles y otros extranjeros considerados "indeseables", judíos, gitanos- registrados en el campo de Argelès.

Antes de esta ceremonia, Valls y el presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, inauguraron una nueva línea eléctrica subterránea de muy alta tensión entre España y Francia.

lbx/coc/blb/gg/jmr.