Global

Bolivia espera a Argentina con un esquema ofensivo

Bolivia ensayó este domingo un planteamiento técnico de mucha proyección ofensiva, radicalmente diferente al conservador esquema presentado frente a Colombia, para recibir el martes a la selección Argentina por una nueva fecha de las clasificatorias sudamericanas al Mundial de Rusia-2018.

"Hay que presionar desde los primeros minutos, rotar el balón, hacerles sentir que juegan en La Paz. Tocar, presionarlos cuando tengan el balón e impedir que generen su fútbol", declaró a la prensa el volante Raúl Castro, poco antes de la práctica a puertas cerradas de la Verde.

El técnico boliviano Mauricio Soria renovará más de tres cuartas partes del plantel que jugó en Barranquilla y que, con una propuesta marcadamente defensiva, sucumbió 0-1 ante los cafeteros.

Soria dejó en La Paz a un grupo de futbolistas habituados a jugar en la altitud, cuya estructura básica está integrada por el exitoso medio campo de The Strongest, el club que en Copa Libertadores propinó sendas goleadas a Wanderers (4-0) y Unión Española (5-0) y que se impuso 2-0 a Santa Fe de Colombia.

"Bolivia tiene que tener control y dominio de balón. Vamos a tratar de jugar muy rápido para que los puntos queden en casa", acotó el volante Diego Wayar.

Atacar frontalmente, generar incisivos desbordes por los costados y multiplicar las situaciones de peligro originadas en la media cancha parece ser la receta. "Tenemos que ser precisos, rápidos y contundentes", resumió Marcelo Martins, que comandará la ofensiva boliviana.

Aunque la diferencia futbolística entre ambos planteles es notable, la posibilidad de doblegar a la selección donde juega el mejor jugador del mundo es un reto aparte.

"Es el tipo de partidos que todos sueñan con jugar. Hay que estar ordenados, no permitir que sus jugadores desequilibrantes reciban la pelota con mucho espacio. Sabemos de la velocidad de Di María y de Messi, que en una jugada te cambian el partido", apuntó el paraguayo nacionalizado Pablo Escobar.

El capitán Ronald Raldes explicó que "la idea es salir a buscarlos, pero con inteligencia, sin descuidarse atrás".

El seleccionado boliviano no tiene en mente otra cosa que la victoria. "Nuestro objetivo es que la tarde del martes Bolivia esté festejando un triunfo ante una de las mejores selecciones del mundo", acotó Escobar.

Los bolivianos cumplirán el lunes su última práctica cuando el técnico Soria recibirá a la prensa.

gbh/prz

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin